¿Habrá TLC con Estados Unidos en este 2011?

En nuestro anterior informe (¿panacea o quimera?) tratamos de darle al TLC con Estados Unidos su verdadera dimensión, ya que se han creado demasiadas expectativas (positivas y negativas) alrededor de este acuerdo.

De igual manera, el gobierno colombiano le ha dado esta semana un nuevo énfasis al tema al entrar en una etapa que pareciera ser definitiva: o hay TLC este año o las negociaciones ya no van más es, más o menos, el mensaje del presidente Santos.

Por ello, es útil reflexionar sobre las posibilidades de que el Congreso de Estados Unidos se decida a votar el TLC y si éste tiene probabilidades serias de que sea aprobado. Así que, los puntos a tener en cuenta son los siguientes:

  • Hay más posibilidades de apoyo por parte de Republicanos que de Demócratas. Pero las dos Cámaras del congreso norteamericano están divididas: una la rigen los copartidarios de Obama y la otra sus rivales,
  • Existen sectores económicos en Estados Unidos que tienen gran interés en el Tratado. Las empresas norteamericanas que maquilan en Colombia, por ejemplo, y algunos agricultores exportadores que tendrían un mercado adicional,
  • Los temas sobre derechos humanos y protección a sindicalistas son más políticos que económicos. El partido Demócrata tiene una gran base sindical y lograr que los congresistas den voto favorable al TLC está cruzado por la aprobación del movimiento obrero norteamericano,
  • El electorado hispano ha crecido en Estados Unidos. El último censo coloca a los hispanos como la minoría más grande del país con una población cercana a los cincuenta millones. Sin embargo, Colombia tampoco es el tema principal de la comunidad hispana,
  • Se ha comprobado que gran parte del electorado norteamericano asocia a los TLC con pérdida de empleos, lo que hace que su percepción en épocas de recesión sea particularmente negativa (ver gráfico)
Según este estudio, realizado por NBC News y citado por Fedesarrollo, durante la crisis de 1999 y la desaceleración económica de 2007, los norteamericanos tenían una mirada muy negativa de los TLC.

Esta combinación de factores nos lleva a un pronóstico negativo aunque moderado. El equipo políitco de Obama acaba de anunciar su deseo de presentarse a la reelección presidencial. Esto indica que, de ahora en adelante, cada paso que dé el presidente norteamericano se hará con cálculo electoral. Entre los sindicalistas y un grueso grupo de congresistas demócratas, harán pensar mucho al gobierno antes de presentar el TLC a votación.

Pero, dos hechos comienzan a jugar a favor del TLC: el desempleo en Estados Unidos comienza a ceder aunque lentamente -ha bajado del 9%-, lo que puede ir suavizando la posición negativa de los electores; de otro lado, la actitud del actual gobierno de Colombia, menos conflictiva con las otras ramas del poder público, particularmente la justicia, genera una mejor imagen frente al tema de los derechos humanos, lo que puede incidir positivamente en la postura de líderes sindicales y políticos demócratas.

APENDICE: se abren las apuestas……..mi pronóstico es negativo, no habrá TLC durante este proceso electoral en Estados Unidos. Amanecerá y veremos.

Esta entrada fue publicada en Actualidad Económica y etiquetada , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

6 respuestas a ¿Habrá TLC con Estados Unidos en este 2011?

  1. cesar merizalde dice:

    vivo en usa por muchos anos y estoy de acuerdo con este articulo,ya que el desempleo tiene a la gente preocupada por la fuga de muchos trabajos hacia otros paises donde la mano de obra es mas barata sin impotar muchas veces la calidad de los productos.

    • Giovanny Cardona Montoya dice:

      Gracias César, por tu comentario:

      Efectivamente este es uno de los elementos más críticos de la ratificación de un TLC. Debido a que estos acuerdos, más que de integración de las economías son de liberalización comercial, lo primero que se piensa es en los llamados efectos estáticos: creación y desviación de comercio. En este caso, como lo plantea César, el temor es que la creación de comercio desplace empleos domésticos y los reemplace con empleos de los países socios del TLC. Y, en época electoral, esta percepción de los electores preocupa más a los congresistas y al presidente.

      Giovanny

  2. Profesor Giovanny Cardona

    Muy buen articulo y apreciaciones. Por otro lado, que opina sobre las importaciones de partes de pollo, ropa usada y automoviles usados.
    A la pregunta creo que si se aprueba el tratado a pesar de las externalidades negativas que pueda tener sobre todo en Colombia. hoy 19 de abril-2011 se encuentran en el país varios senadores americanos ratificando ayuda al proceso

    Un saludo cordial

    • Giovanny Cardona Montoya dice:

      Profesor Mario Ricardo: gracias por visitar el blog, espero que sigamos en contacto.

      Si miramos puntualmente los temas planteados, digamos que los productos de segunda siempre son potenciales de COMPETENCIA DESDEAL. Es el cliente el que en últimas hace que esto sea así o no. Si el cliente prefiere ahorrar porque considera que un USADO le da las mismas satisfacciones, entonces es inevitable la consecuencia negativa.

      En el caso de cuartos traseros de pollo, el tema es dual: lo positivo es que el TLC ofrezca suficiente gradualidad a los productores nacionales, pero lo central es la lentitud con la que avanzan las negociaciones agropecuarias en la OMC. Mientras el proteccionismo agropecuario de EU UE y Japón continúen, difícilmente se podrá competir con ellos. Esto también es fuente de competencia desleal.

      saludos

      Giovanny

  3. Pingback: Futuros escenarios internacionales para la economía colombiana | La caja registradora

  4. Pingback: TLC a la vuelta de la esquina: ¿dónde está la Agenda Interna? | La caja registradora

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>