¿Para qué los machos?

Evolución, biología Sin Comentarios

No tenemos sexo porque sí, Ni lo tienen todos los demás organismos con reproducción sexual. No.

Un estudio de la Universidad de East Anglia muestra que una fuerza evolutiva denominada selección sexual explica la persistencia del sexo como el mecanismo dominante para la reproducción.

El tema parece trivial pero no no es. Los biólogos se han preguntado hace tiempo cómo al selección evolutiva permite la existencia de machos cuando en muchas especies su única contribución a la reproducción es el esperma.

El estudio publicado en Nature presenta que la selección sexual, cuando los machos compiten y las hembras escogen sobre la reproducción, mejora la salud y protege contra la extinción, incluso debido al estrés genético por altos niveles de endogamia.

Esto ayuda a explicar porqué el sexo persiste como el mecanismo dominante para producir descendencia.

“La selección sexual opera cuando los machos compiten por la reproducción y las hembras escogen, y la existencia de dos sexos distintos alienta esos procesos y dicta quién logra reproducir sus genes en la siguiente generación, por lo que es una fuerza evolucionaria muy potente y diseminada”, según Matt Gage, autor principal.

Casi todas las especies multicelulares se reproducen mediante el sexo, pero su existencia no es fácil de explicar por las cargas altas que conlleva, la más obvia es que solo la mitad de sus descendientes -las hembras- producirán descendientes, ¿entonces por qué perder esfuerzos en producir machos?, de acuerdo con el investigador.

La investigación demuestra que la competencia entre machos para reproducirse provee beneficios importantes porque mejora la salud genética de las poblaciones. La selección sexual lo logra actuando como un filtro que remueve las mutaciones genéticas nocivas, ayudando a las poblaciones a prosperar y reduciendo la extinción a largo plazo.

Medite para que se alivie

Genética, Neurociencias, Psicología, biología Sin Comentarios

Meditar trae sus beneficios. Y uno de ellos sería aliviar los síntomas relacionados con trastornos estomacales y digestivos.

La meditación podría aliviarlos mediante la modificación de ciertas señales genéticos según estudio publicado en Plos One.

En la investigación se trabajó con personas que tenían síndrome del intestino irritable o enfermedad del colon. Se encontró que haciendo yoga y meditando con frecuencia durante dos meses disminuían los síntomas asociados con esos problemas intestinales.

Tal parece que la intervención mente-cuerpo trabaja induciendo cambios genéticos en el cuerpo, dijeron los autores. Esto sugiere que la meditación que libera del estrés puede suprimir la actividad de ciertos genes responsables de causar inflamación y otros problemas del sistema inmunitario en esa clase de pacientes.

Ya algunos estudios habían mostrado que la meditación puede cambiar la expresión de los genes de ciertas formas, pero este estudio es de los primeros en mostrar el impacto en la expresión de genes en personas con una enfermedad específica, indicó Braden Kuo, cabeza del grupo de investigadores.

El hallazgo es más interesante al considerar que los investigadores han establecido una relación entre el estrés y los problemas digestivos. Estudios han revelado que el trauma sicológico puede contribuir al síndrome, que genera dolor abdominal, constipación y diarrea.

Aunque el síndrome y la enfermedad intestinal pueden ser confundidas, son distintas. La segunda es menos común e incluye inflamación del tracto digestivo; los principales tipos son la colitis ulcerativa que afecta el colon y la enfermedad de Chron que afecta los intestinos pero puede ocurrir en cualquier punto del sistema digestivo.

Descubren porqué lluvia o calor disparan enfermedades

Genética, Medicina, Salud, biología Sin Comentarios

Cortesía Nature Communications, Castro Dopico et al

¿Por qué enfermamos más en ciertos momentos del año que en otros? Pues la respuesta comienza a aparecer.

Un estudio publicado en Nature Communications revela que la expresión de ciertos genes varía a lo largo del año, siguiendo una especie de huella molecular estacional en las personas.

Los investigadores hallaron que genes asociados con con inflamación son más activos en el invierno. En los meses fríos del invierno en el norte del ecuador y de junio a agosto en el hemisferio Sur, esos genes están más activos.

En el estudio con más de 16.000 personas se encontró que la actividad de cerca de 4.000 genes parece afectarse según la estación.

En la región ecuatorial, donde está Colombia, se notó que la inmunidad y la inflamación estaban relacionadas con la temporada de lluvias, cuando enfermedades como la malaria son más comunes.

Se sabe que ciertas enfermedades crónicas son estacionales, como el trastorno afectivo estacional o la enfermedad cardiovascular y la diabetes 1, así como la artritis reumatoidea, explicó John Todd, genetista de la Universidad de Cambridge, quien dirigió la investigación.

Todas esas condiciones están relacionadas con la inflamación y el sistema inmunitario.

“Ahora sabemos que todas los tipos de células inmunitarias tienen sus propios relojes circadianos, como sucede virtualmente con todos los tipos de células de los órganos del cuerpo”, en palabras de Nicolas Cermakian, del Douglas Mental Health University Institute y McGill University en Montreal, citado por The Scientist.

Es más, agregó, “las respuestas inmunitarias controladas por los relojes circadianos varían según el momento del día”. Cermakian no participó en el estudio.

El hallazgo, que fue confirmado con personas de distintas regiones del planeta, será útil en el momento de que el médico considere la situación del paciente: hay personas propensas a ciertas enfermedades en determinadas épocas del año.

Así, podría decirse que hay personas de invierno y otras de verano.

Las 10 noticias científicas de la semana

Astrofísica, Astronomía, Física, Genética, Medicina, Neurociencias, Salud, biología Sin Comentarios

1. Te comen por los genes

Un nuevo estudio publicado en Plos One sugiere que los mosquitos prefieren unos humanos sobre otros debido a los genes. Se sabe que unas personas son más dulces para las picaduras. Se sabe que a las mujeres embarazadas las pican más, así como a las personas con más peso. Y el olor también los atrae. Este estudio sugiere que los genes vinculados al olor tienen que ver en esa dulce atracción de mosquitos.

2. Ediciones peligrosas

En un hecho sin par, científicos chinos reportaron haber realizado la primera edición de genética de embriones humanos, técnica mediante la cual se modifican embriones para remediar enfermedades antes del nacimiento y que se pasarán de generación en generación. El desarrollo apareció en Protein & Cell. En semanas pasadas científicos pidieron una moratoria en el tema por las implicaciones que trae, porque podría derivar en la modificación de los rasgos físicos del feto para que nazca ‘el niño perfecto!

3. El reloj del universo que nunca se atrasa

La hora exacta no es solo indispensable para cumplir con las citas. No. Lo es también para el sistema de posicionamiento geográfico (GPS) y muchas otras tecnologías. Bueno, científicos del Instituto de Tecnología y Estándares de Estados Unidos (NIST) mejoraron el reloj atómico de estroncio de modo que no se atrasa ni adelanta un segundo en ¡15.000 millones de años!, casi la edad del universo. El logro fue presentado en Nature Communications.

4. Abejas envenenadas

Dos estudios publicados en Nature agregan evidencias al portafolio científico que sugiere que unos insecticidas, los neonicotinoides, son responsables de la muerte masiva de abejas. Estas han venido declinando de manera alarmante, atribuyéndosele a diversas razones, pero la de los insecticidas toma cada vez más fuerza, surgiendo una división entre quienes piden su prohibición y los que defienden el uso.

5. Nadie sabe para quién trabaja

Una combinación de una droga antiviral y un medicamento contra el cáncer eliminó 100% el virus de la hepatitis B en paciente australianos, en un estudio en fase preclínica se reveló en Proceedings of the National Academy of Sciences. Se trata de la droga birinapant, usada contra el cáncer y del antiviral entecavir. No se han visto efectos colaterales. Hoy la hepatitis B es incurable.

6. Una batata transformada

Tanta discusión por los organismos modificados genéticamente y científicos acaban de descubrir una novedad que puede dejar perplejos a muchos: la batata de todo el mundo contiene genes de la bacteria Agrobacterium. Sí, es una papa modificada genéticamente de forma natural, un caso más de transferencia horizontal de genes. El hallazgo se hizo mientras se analizaba el ADN en busca de enfermedades virales. El estudio apareció en Proceedings of the National Academy of Sciences.

7. De grano en grano se llena el planeta

Un nuevo estudio revela cómo se hacen los asteroides y planetas: a partir de partículas milimétricas llamadas cóndrulos, que vienen a ser los bloques originales de la formación del Sistema Solar. Son reunidos por la fuerza de gravedad sugiere el estudio en Science Advances. Esas minúsculas partículas tienen el tamaño exacto para ser frenadas por el gas que orbita alrededor de la estrella joven siendo capturadas luego por los asteroides… y los planetas.

8. Cuánto valen los océanos

En un estudio denominado Reviving the Ocean Economy, investigadores del WWF tasaron en 24 trillones de dólares el valor de las pesquerías, los barcos y el turismo del océano, que produce a su vez un valor anual de 2,5 trillones en recursos, una cifra no muy distante de estimativos previos. La idea es llamar la atención sobre la necesidad de darle un manejo sostenible.

9. Me desaparecí

Neurocientíficos del Instituto Karolinska en Suecia reportaron una ilusión perceptual de tener un cuerpo invisible y mostraron cómo el sentimiento de invisibilidad cambia nuestra respuesta física al estrés en situaciones sociales comprometedoras. El estudio apareció en Scientific Reports. En el experimento las personas sintieron su cuerpo en otro lado. Antes se había creado la ilusión de invisibilidad para una mano.

10. ¡Atájenlas!

Astrónomos ya conocían estrellas errantes que se habían ido de sus galaxias, expulsadas en diversas circunstancias. Ahora un estudio en Science reveló la existencia de galaxias errantes, que partieron de su grupo galáctico y ahora andan solas por el espacio, lo que les deparará un destino solitario. Estas galaxias se desplazan a 3.000 kilómetros por segundo y ya no regresarán nunca más a su casa.

10 noticias científicas de la semana

Astrofísica, Astronomía, Genética, Geología, Medicina, Paleontología, Salud, biología Sin Comentarios

Cortesía

1. Ser bajito tiene un riesgo serio

Si usted es una persona de corta estatura, debería ponerle atención a su corazón. Un estudio en el New England Journal of Medicine (NEJM) encontró una relación directa entre estatura y riesgo coronario. Así, por cada 7 centímetros de menor altura el riesgo crece 13,5%. Una de 152 centímetros tiene un riesgo 32% mayor que alguien de 167. Es una realidad que parece independiente de factores como la nutrición y el estado socioeconómico. El hallazgo, sin embargo, no tiene aplicaciones clínicas inmediatas.

2. Somos mutantes

Los humanos portan en promedio dos mutaciones que pueden provocar desórdenes genéticos severos o muerte prenatal cuando dos copias de la misma mutación son heredadas, reveló un estudio publicado en Genetics en el que se hizo una nueva estimación. La mayoría de los desórdenes que conducen a esterilidad o muerte infantil se deben a mutaciones recesivas, variantes en secuencias de ADN que no son nocivas cuando solo se porta una copia, pero si se llevan las dos (una de cada padre) pueden provocar enfermedades devastadoras como la fibrosis quística.

3. Menos inflamación, más vida

En un interesante estudio publicado en eLife científicos relacionan por primera vez la expectativa de vida con el número de copias genéticas. En estudios con ratones encontraron que los que poseían mayor número de genes relacionados con la lucha contra los procesos inflamatorios vivían más tiempo. Aunque es un avance preliminar, el resultado se torna llamativo. Esos genes, los CD33rSIGLEC son vitales para controlar las inflamaciones desencadenadas por el sistema inmunitario ante un ataque o anormalidad en los tejidos.

4. Y se cerró el puente

En un artículo en Science científicos colombianos establecieron gracias a la medición de granos de circón en el noroeste de Colombia que el istmo de Panamá, con lo que se unió el continente y se cerró la comunicación del entonces único océano, debió surgir hace 13 a 15 millones de años y no hace 3 como han sostenido otras investigaciones. Un hallazgo con implicaciones para el estudio del clima y la diseminación de la fauna y flora por el continente americano.

5. Le devuelven la honra

Casi que humanizado en varias películas como la célebre historieta de Los Picapiedra, en el mundo científico el brontosaurio no gozaba del mismo prestigio, al punto de que se había asimilado como un apatosaurio. Pero un estudio publicado en Peer indica que sí es un género diferente. En el estudio los investigadores aportaron datos para considerar que difiere en distintas características de los apatosaurios.

6. Las moléculas de Tauro

En el disco protoplanetario alrededor de una estrella hacia la constelación de Tauro a 455 años luz, astrónomos descubrieron la existencia de moléculas orgánicas, básicas para la vida. El anuncio sugiere que podrían ser más comunes de lo pensado y alimenta las posibilidades de que la vida también sea común. Las moléculas subsisten y están por montones en un medio hostil altamente energizado. El logro fue posible con el telescopio Alma de ESO y fue divulgado en Nature.

7. Glaciares marcianos

Una cadena helada. Glaciares marcianos. Un estudio en Geophysical Research Letters sugiere que Marte no solo tiene hielo en las zonas polares sino que existen dos cinturones de glaciares en ambos hemisferios, que están cubiertos de polvo por lo que no se ven con facilidad. Polvo que los protege además. Pero allí están. El hielo en esos glaciares equivaldría a 150 millones de metros cúbicos (como para cubrir todo el planeta con una capa de 1,1 metros).

8. El VIH a raya

Una nueva terapia podría reducir de manera dramática la cantidad del VIH presente en la sangre del paciente, con lo cual no requeriría las medicinas antirretrovirales sino quizás el uso del nuevo tratamiento de manera más espaciada. Se trata de una nueva generación de anticuerpos neutralizantes como el 3BNC117 que puede combatir con éxito una variedad de cepas del virus. Esta generación de anticuerpos es más efectiva que otras examinadas y que no produjeron resultados. Sin embargo, y aunque ofrece esperanzas también para el desarrollo de una vacuna, este acercamiento terapéutico necesita aún más desarrollos. La investigación apareció en Nature.

9. Bienestar gorila

Se produjo el primer genoma del amenazado gorila de las montañas de la región volcánica de Virunga en África Central, revelando una verdadera sorpresa: estos gorilas han vivido en pequeños grupos durante miles de años, resolviendo bien el tema de la procreación entre cercanos. Esto sugiere que si se logra conservar su hábitat, no tendrán problemas para seguir viviendo como hasta ahora durante cientos o miles de años más. El estudio apareció en Science.

10. Convidados de piedra

Un estudio presentado en Nature Communications revela que la destrucción de los bosques esté mermando las poblaciones de invertebrados como hormigas, termitas y otros, así como el papel que cumplen por ejemplo en la degradación de los residuos de los árboles. En los bosques naturales los invertebrados generan casi toda la actividad, mientras en los intervenidos apenas el 60%.

Las 10 noticias científicas de la semana

Astrofísica, Astronomía, Genética, Medicina, Neurociencias, Salud, biología Sin Comentarios

1. Usted no es usted, yo no soy yo

En un estudio que genera ya controversia, publicado en Genome Biology, científicos presentaron el hallazgo de 145 genes de nuestro genoma que no nos pertenecen originalmente, sino que llegaron de bacterias y otros organismos en un caso de transferencia genética horizontal. En el análisis de 40 genomas de diferentes organismos reportaron haber hallado cientos de genes transferidos desde bacterias, hongos, arqueas, otros microorganismos, plantas y animales. Se ha pensado que esa clase de transferencia se da solo entre microorganismos.

2. Recordando lo que no se vivió

Científicos lograron, mediante experimentos de conducta y manipulación de neuronas, crear falsos recuerdos en ratones que dormían, haciendo que cuando despertaran fueran a un sitio al que le tenían miedo. Los resultados fueron publicados en Nature Neuroscience. El estudio muestra que el valor emocional de algún sitio puede ser modificado y lo que es más, puede suceder en un estado inconsciente, en estado de sueño.

3. Nadando en la abundancia

Datos del telescopio espacial Hubble se convirtieron en la mejor evidencia de que la luna más grande de Júpiter, Ganímedes, contiene un océano subterráneo con más agua que toda la que existe en la superficie terrestre, una ventana más a la posibilidad de hallar vida en un mundo cercano. La luna es además la más grande del Sistema Solar y tiene su propio campo magnético. El océano sería de unos 100 kilómetros, 10 veces más profundo que los de la Tierra.

4. Tatequieto al herpes

Las infecciones por el virus simple del herpes son un problema mundial de salud. Inmunólogos han buscado desarrollar vacunas centrada en una proteína en la superficie exterior del virus. Científicos del Howard Hughes Medical Institute reportaron en eLife la creación de un mutante que carece de la proteína, una poderosa vacuna contra el virus. Parece efectiva contra las formas del herpes genital y el labial.

5. Se creció el gigante

Un artículo publicado en The Astrophysical Journal sugiere que nuestra galaxia la Vía Láctea sería mucho mayor de lo que se ha establecido, al menos un 50% más grande. Según los investigadores el disco de la galaxia no sería plano sino corrugado. Así, la longitud no sería de 100.000 años luz sino de 150.000. El estudio se basa en oscilaciones encontradas en ciertas regiones de la galaxia.

6. Efectos de las tetraciclinas

Muy común es la tetraciclina, un antibiótico utilizado en distintos casos. Un estudio publicado en Cell Reports revela que puede alterar el funcionamiento mitocondrial en plantas, moscas de las frutas, gusanos, ratones y células humanas en cultivos. Fue hecho por investigadores de la École Polytechnique Fédérale en Lausana, Suiza, y colegas. El hallazgo tendría varias implicaciones entre ellas el uso de esos antibióticos en el ganado. Un tema preocupante.

7. Para volver a recordar

Un desarrollo que se encuentra en sus etapas iniciales pero que podría ser prometedor más adelante es el uso de ultrasonido para reducir la placa que se forma en el cerebro y que conduce al alzheimer. En estudios con ratones investigadores mostraron cómo recuperaban la memoria. El estudio apareció en Science Translational Medicine.

8. Esperanzas de vida

Encelado, otra luna de Saturno en la que de hace tiempo se conoce la presencia de géiseres que envían agua salada al ambiente espacial, cobró más importancia esta semana al revelarse que existe actividad hidrotermal en las profundidades, lo que abre la posibilidad a la existencia de vida. En la Tierra es común ese tipo de eventos en las profundidades marinas. El estudio fue publicado en Nature.

9. No coma tarde

Si quiere vivir más y más sano, un nuevo estudio trae una conclusión interesante: tener horas fijas de alimentación mantiene el corazón mejor. La investigación publicada en Science se hizo con moscas de las frutas, a las que se les limitó la alimentación a determinadas horas. El estudio halló que comer tarde en la noche trae más problemas, por lo que no se debe consumir nada de merienda.

10. Cabello y… caries

Si tiene problemas en los dientes… cuidado con su cabello. Y aunque suene extraño, un estudio presentado en la Exhibición Internacional de la Asociación para la Investigación Dental reveló que mutaciones en los componentes del cabello aumentan el riesgo de defectos dentales y… caries.

La semana científica en 10 noticias

Astrofísica, Astronomía, Cáncerología, Física, Genética, Geología, Medicina, Salud, biología Sin Comentarios

1. Ojo: el daño en la piel prosigue

No se trata de que al dejar de tomar el Sol el peligro de cáncer de piel desaparezca. Un estudio publicado en Science reveló que aún horas después de exponerse a la radiación ultravioleta, estando ya en un sitio a la sombra u oscuro, uno de los causantes de las mutaciones en el ADN puede formarse en el ADN, un componente que requiere de la melanina y los superóxidos para su formación. El estudio sugiere que la melanina tiene tanto efectos benéficos como nocivos.

2. Para frenar el VIH

En lo que podría ser un avance contra el virus que causa el sida, científicos de The Scripps Research Institute anunciaron la creación de un candidato de droga universalmente efectiva para bloquear todas las cepas del VIH 1, VIH2 y el VIS incluidas las variantes más fuertes que han sido aisladas de humanos y macacos. En el desarrollo de la investigación publicada en Nature participaron investigadores de 18 instituciones. Es el inhibidor más potente hasta la fecha.

3. Descifrando la relación ADN-enfermedad

Científicos lograron el mapa del epigenoma de 111 tipos de células y tejidos, un paso más hacia el entendimiento de los complejos vínculos entre ADN y enfermedad. Hoy se sabe que no somos solo lo que está escrito en nuestros genes, sino también las pequeñas modificaciones químicas que pueden regular la expresión o no de los genes. El estudio revelado en Nature es un paso para entender cómo 3 millones de letras de un libro de instrucciones del ADN son capaces de instruir diferentes actividades moleculares según el contexto celular.

4. Cáncer y bebidas gaseosas

Un estudio publicado en Plos One sugiere una relación entre componentes de bebidas gaseosas y el cáncer, el 4-MEI, un posible carcinógeno formado durante la manufactura de ciertos tipos de color caramelo. Ese ingrediente es agregado a las bebidas solo con fines estéticos, lo que supone un riesgo innecesario al que se somete el individuo según los autores del estudio.

5. Una onda sorprendente

Pillada en el acto: por primera vez un satélite captó la onda de choque de una poderosa explosión solar al llegar a la Tierra y golpear el campo magnético terrestre, luego de haber pasado por Venus, Mercurio y la Luna, enviando un pulso magnético alrededor del planeta. Fue captada por las sondas de Van Allen que orbitan alrededor de los cinturones de radiación que rodean la Tierra. La onda aceleró partículas a energías ultraaltas. El estudio fue publicado en el journal of Geophysical Research. Esas ondas golpean la Tierra con relativa frecuencia.

6. Variantes del cáncer

Tanto que se ha hablado de mujeres que se extirpan los senos al ser portadoras de variantes genéticas que aumentan el riesgo de cáncer de ese tejido. Un estudio publicado en Human Molecular Genetics anunció el hallazgo de dos nuevas variantes que incrementan ese riesgo, luego de un análisis del ADN de más de 100.000 mujeres. Al momento se han detectado más de 80 variantes relacionadas con ese cáncer.

7. La estrella que vino a casa

Hace 70.000 años más o menos una estrella, la estrella de Scholz, cruzó nuestro Sistema Solar hacia la nube de Oort, que se encuentra al entre medio año luz y un año luz, provocando quizás una variación en la órbita de infinidad de cometas que habitan la zona. La estrella se encuentra hoy a 20 años luz y tiene una compañera, una enana marrón. El estudio fue publicado en The Astrophysical Journal.

8. Señales marcianas

Como una fumarola que se alza sobre la atmósfera, una mancha extraña, astrónomos no saben a qué se debe la presencia de una especie de nube en Marte vista en dos ocasiones por astrónomos aficionados, fumarolas que han subido hasta 250 kilómetros sobre la superficie. El hallazgo fue publicado en Nature.

9. Materia exterminadora

En un provocativo estudio aparecido en Montly Notices of the Royal Astronomial Society, Michael Rampino sugiere que el cruce del Sistema Solar a través del disco de la galaxia perturba las órbitas de cometas y calienta el núcleo de nuestro planeta, lo que podría estar conectado con extinciones masivas en distintas épocas. El Sistema Solar se mueve a través del disco cada 30 millones de años aproximadamente y esos pasos se correlacionarían con impactos como el que produjo la extinción de los dinosaurios por citar un caso. Esto se debería a la presencia de la materia oscura, que provoca disturbios en las órbitas de los cometas.

10. Metástasis

Investigadores de la Escuela de Medicina de Virginia identificaron en el cáncer de pulmón una sustancia segregada por esas células que les permite hacer metástasis, comenzando un mortal viaje a otros sitios del cuerpo. El hallazgo fue presentado en Cancer Research y abre la posibilidad de encontrar un bloqueador de la Activina A, causante del esparcimiento, debido a que los actuales bloquean otras proteínas benéficas.

Los pingüinos no saborean la comida

Evolución, Genética, biología Sin Comentarios

Pingüino barbijo. Foto Wikipedia

La evolución los privó de degustar todo. O al menos de saborearlo. Los pingüinos solo aprecian dos sabores: salado y amargo.

Eso dice un artículo aparecido en Current Biology. O sea, no pueden degustar el sabor del pez que comen ni el dulce de una fruta.

La variedad de sabores no es común a todos los animales. Ya hace pocos años se había revelado que los gatos no degustan el dulce, pues en su evolución perdieron esos receptores específicos.

Tampoco otras aves, como los pollos y los gorriones, pueden saborear el dulce, pero tienen receptores para detectar lo ácido y el umami.

“Los pingüinos comen peces, por lo que deberían necesitar los genes receptores del umami, pero por alguna razón no lo tienen”, dijo Jianzhi Zhang, de la Universidad de Michigan.

Lo hallado, agregó, es algo sorprendente y no tienen explicación.

Fueron sus colegas quienes lo llevaron al descubrimiento al ver que no podían hallar en los genomas de los pingüinos Adelia y emperador. Al examinar en detalle Zhang detectó que en todas las especies no habían genes funcionales para los receptores del dulce, el umami y el ácido.

Tal vez, se especula, los perdieron no porque no les fueran útiles sino por los ambientes extremadamente fríos en el que viven.

A diferencia de los del amargo y el salado, los receptores del gusto requeridos para detectar aquellos otros tres sabores son sensibles a la temperatura. No funcionan cuando se enfrían mucho. O sea, si los tienen, no serían de mucho uso.

La lengua de los pingüinos es inusual además. Algunos estudios sugieren que carecen de papilas gustativas y están cubiertas con una gruesa capa, pareciendo que las usan no tanto para degustar la comida sino para agarrarla e ingerirla.

Tienen además el hábito de tragar de una, por lo que están menos preocupados de ver a qué sabe la comida, aunque eso no queda muy claro.

10 hechos científicos de la semana

Astrofísica, Astronomía, Ecología, Genética, Medicina, Neurociencias, Química, Salud, biología Sin Comentarios

Radiación de fondo y polarización. Cortesía Planck

1. Un universo en pañales

El programa Planck reveló 4 años de análisis del satélite que lleva su nombre, el cual estudia los orígenes del universo. Los datos muestran un universo cuando solo tenía 380.000 años (hoy tiene cerca de 13.700 millones de años). La medición permitió refinar la composición de nuestro universo. 4,9% está compuesto de la materia ordinaria, de la cual estamos hechos nosotros, 25,9% es materia oscura cuya naturaleza es aún desconocida, y 69,2% es energía oscura, mucho más desconocida que la anterior. La ‘fotografía’ lograda muestra las desviaciones de la media en la temperatura de la radiación de fondo de microondas.

2. Era un mundo plástico

Entre 4,8 y 12,7 millones de toneladas métricas de plástico caen a los océanos cada año reveló un estudio en Science. Es material proveniente de personas viviendo dentro de un radio de 50 kilómetros de la costa en 192 países que tienen mar. En 2010 cayeron a los océanos 275 millones de toneladas métricas. Una tragedia ambiental de incalculables proporciones.

3. Lento parto estelar

Astrónomos de la Universidad de Massachusetts revelaron en Nature el hallazgo de un sistema estelar múltiple en sus fases iniciales, creyéndose que en unos 40.000 años estarán formadas 3 estrellas. Es la primera vez que se encuentra un sistema así que ayuda a explicar la formación estelar múltiple, tal como es el sistema de Alfa Centauri, la estrella más cercana a nosotros.

4. Pumas vs humanos

La presión de los humanos sobre distintas especies quedó comprobada una vez más en un artículo aparecido en Proceedings of the Royal Society B: cuando los pumas viven en una zona de confluencia de personas, cazan más y comen menos. Para evitar contacto se mantienen en movimiento, no volviendo al sitio donde dejaron la presa que cazaron, algo que incide en otras relaciones del entorno ecológico.

5. Perros detallistas

Los perros distinguen muy bien cuando una persona está sonriente y cuando está iracunda o triste, de acuerdo con un estudio en Current Biology que podría ser la primera evidencia sólida de que otros animales aparte de los humanos pueden discriminar las expresiones emocionales de otra especie. Los perros entienden que cada una de esas expresiones tiene significados diferentes.

6. Nido de materia

La zona central de nuestra Vía Láctea hasta los 26.000 años luz más o menos contiene grandes cantidades de materia oscura, según mediciones reveladas en Nature Physics. Dentro de esa distancia se encuentra nuestro Sistema Solar. Es una evidencia clara del contenido de esa misteriosa materia en la galaxia, que ayuda a su cohesión.

7. Fumando olvido

Un estudio amplio reveló que fumar durante mucho tiempo adelgaza la corteza cerebral, la capa externa del cerebro con un papel fundamental en funciones cognitivas tales como la memoria, el lenguaje y la percepción. El estudio publicado en Molecular Psychiatry mostró además que cuando se deja de fumar se recupera la normalidad.

8. Nace una molécula

Científicos lograron, mediante el uso del láser del Laboratorio del Acelerador del Departamento de Energía de Estados Unidos, ver cuando un átomo se une débilmente a otro para comenzar a formar una molécula, algo que no se creía posible. Publicado en Science Express el hallazgo tendrá impacto en entender cómo ocurren las reacciones y en el diseño de aquellas que generen energía, creen nuevos productos o fertilicen cultivos de manera más eficiente.

9. Un planeta condenado

Artículos independientes en Astronomy and Astrophysics revelaron la existencia de un planeta, Kepler-423b, que es del tamaño de Júpiter pero con 6 veces su masa, siendo uno de los más densos hallados. Tiene un año de unos 53 días nuestros, durante el cual experimenta estaciones extremas. La estrella en la que vive se ha expandido y tiene unos 4 radios solares. Terminará engulléndose al pobre planeta que, obvio, no puede contener vida.

10. Genes de mucho peso

Dos artículos publicados en Nature revelaron la existencia de cerca de 100 marcas genéticas relacionadas con la obesidad y la distribución de grasa en el cuerpo, lo que muestra la complejidad de los rasgos que dominan esas condiciones y ayudará a entender las enfermedades relacionadas con el peso y a mejorar las terapias de reducción.

Qué buena semana tuvo la ciencia (25-31)

Antropología, Astrofísica, Astronomía, Física, General, Genética, Neurociencias, biología Sin Comentarios

Cortesía Nature

1. Primer cráneo fuera de África

Que el hombre emigró de África al Medio Oriente hace 100.000 años, luego de surgir como tal hace 200.000. O que pobló primero Eurasia hace 70.000 años. Un pedazo de cráneo hallado en una caverna en Israel parece ayudar a la solución: perteneció a alguien que vivió hace 55.000 años, era un humano africano que sugiere que la migración ocurrió hace 70.000 años, se asentaron en el Levante y de ahí poblaron Europa. El estudio apareció en Nature.

2. Anillos perdidos

La estrella anillada: astrónomos descubrieron un sistema de anillos en un objeto que gira en la joven estrella J1407 que es mucho más grande y pesado que el sistema de Saturno, según artículo avalado por el Astrophysical Journal. Parece que en él se han formado lunas. Son unos 30 anillos, cada uno de decenas de millones de kilómetros de diámetro: 120 millones de kilómetros, el doble de los de Saturno. El posible planeta sería gigante, pero no se ha visto aún.

3. Tengo sed

Científicos del HHMI encontraron, en trabajo con ratones, la zona del cerebro que regula la sed. Al activar ciertos genes en el órgano subfornical se genera sed aún si el animal está bien hidratado. Otros apagan ese deseo pese a requerir agua. Es un sistema que se mantiene en perfecto balance y que está relacionado también con la ingestión de sal, que activa la necesidad de beber. El estudio apareció en Nature.

4. Los pollitos dicen 1, 2, 3…

Los pollitos asocian valores numéricos bajos con el espacio a la izquierda y altos valores a la derecha, lo que sugiere que utilizan la misma línea mental de números que nosotros, o sea la representación espacial de estos de izquierda a derecha, según un estudio publicado en Science. Y al parecer no se trata de algo adquirido culturalmente sino de un rasgo que evolucionó hace millones de años.

5. Sorprendente hallazgo planetario

Con datos del observatorio espacial Kepler, astrónomos reportaron el hallazgo de la estrella más vieja con planetas: a 11.200 años luz, en la primera edad del universo. Se trata de la estrella Kepller-444, que alberga 5 planetas menores que la Tierra, con tamaños entre los de Mercurio y Venus. Sugiere esto que la formación de planetas se ha dado desde muy temprano y no es algo exclusivo de la última fase del universo. Recuérdese que el Sistema Solar tiene unos 4.600 millones de años. Y tiene implicaciones sobre la posibilidad de que se haya desarrollado vida mucho antes. El artículo apareció en el Astrophysical Journal.

6. Las serpientes más antiguas

Serpenteaban mucho antes de lo que se creía. Científicos reportaron en Nature Communications el hallazgo de fósiles de serpientes en Inglaterra, Portugal y Estados Unidos que datan de hace 143 a 167 millones de años, más de 70 millones de años antes de lo que se tenía registrado. Lo hallado aporta luces sobre la evolución de estos animales, sobre su cráneo y el momento en que perdieron sus patas.

7. Shssst… cerebro de bebé durmiendo

No hay descanso para los bebés mientras duermen. Un estudio revelado en Nature Communications, realizado en bebés de 9 a 16 meses, sugiere que su cerebro se mantiene activo al dormir. Comprobaron los investigadores que cuando toman una siesta, recuerdan mejor los nombres y solo tras dormir logran transferir los nombres aprendidos a los objetos nuevos similares.

8. Que se caiga el cabello

¿Se le cae el cabello? ¿Se quedó calvo? ¿Le molesta eso? Un nuevo paso hacia una posible solución dieron científicos del Sanford-Burnham Medical Research Institute al usar células madre inducidas pluripotentes para generar nuevo cabello. El artículo fue publicado en Plos One. El método provee una fuente inagotable de células del paciente para el trasplante y no está limitado por los folículos pilosos existentes.

9. Menopausia plástica

Preocupante: Mujeres en cuyos cuerpos se encuentran altos niveles de químicos hallados en plásticos, productos de cuidado personal, artículos para el hogar y el medio ambiente, experimentan la menopausia 2 a 4 años antes que las mujeres con menos cantidad de esos ingredientes, reveló un estudio en Plos One. Esos químicos están ligados a un declive en la función de los ovarios, que a su vez tiene relación con el desarrollo de enfermedad cardíaca, osteoporosis y otras condiciones.

10. Cómo revertir un huevo duro

Científicos averiguaron cómo hacer posible algo que pareciera que no lo es: cómo revertir un huevo hervido, duro, a su estado original. Y aunque no lo crea, no es un desafío a las leyes de la ciencia. Cuando se hierve un huevo, las proteínas en él se desdoblan y redoblan de una manera más intrincada. En el estudio ,os investigadores hallaron una forma de poner aparte esas proteínas en la clara del huevo y permitirles volver a su forma original. El estudio apareció en ChemBioChem y tiene aplicación para reducir costos de ciertas drogas para el cáncer y la producción de alimentos.

« Anteriores