Lo último contra el cáncer: ¡una bomba!

Cáncerología, Medicina, Salud Sin Comentarios

Paciente con glioblastoma

Qué no se ha intentado. Todo con el fin de vencer un enemigo común a la humanidad: el cáncer. Ahora hay un nuevo intento: una bomba. Sí, una bomba para que las células cancerosas exploten.

El caso es este: científicos del Instituto Karolinska en Suecia descubrieron una sustancia, Vacquinol-1, que hace que las células del glioblastoma, el tipo más agresivo de tumor cerebral, exploten literalmente.

El ensayo se hizo en ratones. Cuando se les daba la sustancia en forma de tabletas, se revertía el crecimiento del tumor y la supervivencia se prolongaba. Los hallazgos fueron reportados en Cell.

Hoy los tratamientos para esa forma de cáncer incluyen cirugía, radiación y quimioterapia, pero aún con ellos el promedio de supervivencia es de tan solo 15 meses, por lo que se hace urgente encontrar otros tratamientos más eficaces para los tumores malignos del cerebro.

La nueva molécula se encontró entre 200 que fueron examinadas para ver si ofrecían alguna alternativa.

Se encontró que la sustancia hace que las células entren en un proceso desenfrenado de ‘vacuolización’, un proceso por el cual la célula transporta sustancias del exterior al interior, vía las vacuolas, esos sacos de membranas celulares.

Cuando las células cancerosas se llenaban con una gran cantidad de vacuolas, las membranas celulares la pared externa, colapsaba y la célula explotaba y se necrotizaba.

“Es un nuevo mecanismo para el tratamiento. Una medicina basada en este principio podría atacar el glioblastoma de una nueva manera y podría funcionar para otros tipos de cáncer, aunque no se ha explorado”, dijo Patrik Ernfors, del Karolinska.

Los ratones que no recibieron la sustancia sobrevivían cerca de 30 días. Los que la recibían estaban vivos a los 80.

La etapa siguiente es entrar en la fase 1 de un ensayo clínico.

Mis 10 noticias científicas de la semana (2-8)

Astrofísica, Astronomía, Cambio climático y ambiente, Genética, Medicina, Paleontología, Psicología, Salud, biología Sin Comentarios

1. Detuvieron el VIH

En un avance de impacto las células inmunitarias de 12 pacientes positivos por VIH han sido modificadas genéticamente con éxito para resistir la infección y disminuir la carga viral de modo que dejaron de tomar la terapia antirretroviral, incluyendo una persona cuyos niveles se hicieron indetectables. Es el primer estudio reportado de una edición de genes en humanos, lo que demuestra que se pueden modificar las células T para imitar una resistencia natural al virus, introducirlas de nuevo, hacer que se mantengan y mantener la infección a raya sin la necesidad de drogas. La investigación apareció publicada en The New England Journal of Medicine.

2. Con los ojos del sonido

Un hombre ciego de nacimiento tiene ahora un hobby que nadie creería: fotografía. Esa nueva pasión gracias a un sistema que convierte las imágenes en secuencias de sonidos, lo que no solo permite una ‘vista’ a los invidentes sino que desafía la forma como los neurólogos piensan que está organizado el cerebro. El estudio apareció en Current Biology. El sistema escanea imágenes de izquierda a derecha convirtiendo las formas de la foto en sonido, con la ubicación más alta en la imagen correspondiendo a frecuencias más altas. Y una línea diagonal de izquierda a derecha se convierte en una serie de notas musicales ascendentes. Y si bien imágenes complicadas aparecen con mucho ruido, con suficiente entrenamiento la persona puede aprender a escuchar las escenas de la vida diaria.

3. La rabia mata

La ira, ese sentimiento necesario en ocasiones, es malo para la salud. Un estudio del Beth Israel Deaconess Medical arrojó que quienes padecen ataques serios de rabia tienen 5 veces más riesgo de morir en las 2 horas siguientes al estallido. El estudio publicado en el European Heart Journal reveló que hay un una evidencia consistente de mayor riesgo cardiovascular tras un episodio de rabia. El riesgo de ataque cardíaco es 4,7 veces mayor y el riesgo de derrame debido al bloqueo arterial era 3,6 veces más alto que en otros momentos.

4. El mar se llevará los recuerdos

Más de 700 sitios considerados patrimonio de la humanidad se perderían por el aumento del nivel del mar debido al calentamiento global reveló un estudio presentado en Environmental Research Letters. Dentro de los amenazados figura la zona histórica de Cartagena de Indias. Están además la estatua de la Libertad, la Ópera de Sidney y la Torre de Londres, que desaparecerían si se mantiene la tendencia de un aumento de 3°C en los próximos 2.000 años, un escenario muy probable y nada extremista dijeron los autores.

5. La malaria trepará las montañas

Un estudio publicado en Science analizó la situación de una región africana en Etiopía y Antioquia donde la malaria está presente, concluyendo que el aumento de la temperatura debido al cambio climático hará que el vector suba a zonas montañosas, donde podría convertirse en una amenaza seria de salud pública en zonas donde sus pobladores no tienen inmunidad adquirida frente al mal. En años calientes el mosquito ha subido hasta 360 metros.

6. No coma carne ni de por aquí y queso tampoco

Una dieta rica en proteína animal durante la edad media de la vida aumenta por 4 el riesgo de morir por cáncer, reveló un estudio en Cell Metabolism. El queso, el pollo, la carne y la leche tendrían efecto nocivo en esa etapa de la vida, mientras que luego de los 65 su consumo moderado puede traer beneficios para la salud de la persona. El estudio va en contravía de dietas altas en proteína como Paleo y Atkins. Hasta ahora ningún estudio, según los autores, había mostrado una correlación definitiva entre consumo de proteína y riesgo de muerte. La proteína de origen vegetal, se concluyó, no parece tener ese efecto negativo y no se sabe porqué.

7. Tres rocas pasaron por acá

A falta de uno tres asteroides pasaron cerca de la Tierra esta semana. Dos de ellos incluso más cerca que la distancia a la que está la Luna. Los tres fueron descubiertos solo unos pocos días antes de su paso, lo que evidencia la desprotección en que se encuentra el planeta, vivida ya el año pasado con el meteorito que explotó sobre la región rusa de Chelyabinski. Hasta hoy han detectado 1.458 asteroides potencialmente peligrosos y se cree que miles no han sido hallados, aunque no para provocar daño a escala planetaria.

8. Enanas bien pobladas

En casi todas las estrellas enanas rojas, que son ¾ de las que hay en el universo, debe haber planetas. Así lo sugiere un estudio que identificó 8 nuevos planetas en esos cuerpos, 3 de ellos considerados super Tierras en zona de habitabilidad (aquella donde puede existir agua líquida). También sugiere que estas super Tierras deben orbitar alrededor de al menos ¼ de las enanas rojas en el propio vecindario del Sol. La investigación aparecerá en Monthly Notices of the Royal Astronomical Society.

9. Regreso del pasado

Científicos reportaron el hallazgo de un virus gigante en las nieves eternas de Siberia, el cual ha estado allí desde hace 30.000 años. El virus, llamado Phitovirus no afecta animales ni humanos. Con el hallazgo ahora son tres las familias de virus gigantes que se han descubierto. El artículo, publicado en Proceedings of the National Academy of Sciences, abre la posibilidad de que al calentarse el planeta y derretirse el permafrost queden expuestos virus que podrían ser potencialmente peligrosos, como aquellos que convivieron con Neandertales y ancestros del hombre moderno hace unas decenas de miles de años.

10. Una gran amenaza

Científicos reportaron en Plos One el hallazgo de lo que sería una nueva especie de dinosaurio, Torvosaurus gumeyi. Encontrado en lo que hoy es Portugal vivió hace cerca de 150 millones de años y sería el mayor depredador que existió en Europa en aquel entonces. Sus dientes medían 10 centímetros, el animal pesaba de 4 a 5 toneladas y tuvo cerca de 10 metros de longitud.

Con razón olvidamos los recados

biología Sin Comentarios

No deberíamos culparnos si se nos olvidó lo que nos pidieron que compráramos. Científicos de la Universidad de Iowa realizaron un estudio que reveló que cuando se trata de la memoria no recordamos cosas con tanta claridad como cuando las vemos o tocamos.

“Parece que sí hay mérito para el proverbio chino “escucho y olvido; veo y recuerdo”, según el autor del estudio, James Bigelow.

Resulta que contrario a lo que creemos, las zonas del cerebro relacionadas con la memoria están integradas, pero el estudio sugiere que existen caminos separados para procesar la información.

Los hallazgos sugieren además que el cerebro puede procesar la información auditiva de modo diferente a la visual y táctil y que se requerirían estrategias alternativas para mejorar la recordación, tales como más repetición mental, según Amy Poremba, participante en el estudio que fue publicado en Plos One.

En el estudio con 100 estudiantes sometidos a una variedad de sonidos, elementos visuales y cosas que podían sentir, recordaban menos los sonidos que lo demás.

En otro experimento escuchaban tonos en audífonos, miraban cuadrados rojos y sentían vibraciones suaves en una barra de aluminio. Cada cosa separada de 1 a 32 segundos. La memoria se reducía a medida que pasaban los segundos y era mayor el olvido para los tonos escuchados: de los 4 a los 8 segundos comenzaban a olvidarse.

En una prueba más se examinó su memoria usando cosas que se encuentran el el día a día. Entre una hora y una semana después los estudiantes eran más malos para recordar los sonidos.

Perros y humanos responderían igual a sonidos

Neurociencias, biología Sin Comentarios

Similares. Los cerebros de humanos y perros responden de la misma forma a sonidos bucales como la risa y los ladridos, según un estudio que sugiere entonces que el área de procesamiento de voces evolucionó solamente una vez hace más de 100 millones de años.

Atila Andics, del Grupo de Etiología Comparativa en Hungría y colegas entrenaron 11 perros para estar quietos en un escáner de resonancia magnética funcional. Luego grabaron los patrones de actividad cerebral en los animales cuando escuchaban cerca de 200 voces humanas y caninas. También hicieron el experimento con 22 personas.

Las imágenes revelaron que tanto en perros como en humanos se activaba la misma área cerebral en respuesta a los sonidos. Como se esperaba, los perros respondían con mayor fuerza a los sonidos de perros y los humanos a los de personas.

“Perros y humanos comparten un ambiente social similar”, dijo Andics. “Nuestros hallazgos sugieren que también utilizan mecanismos cerebrales similares para procesar información social”. Esto ayudaría a explicar porqué se comunican con facilidad.

También propuso un origen del área de procesamiento de voces hace más de 100 millones de años, la última vez que humanos y perros compartieron un ancestro común.

Para Clive Wynne, investigador de Arizona State University, citado por New Scientist, podría haber otra explicación y no necesariamente un origen evolutivo común: la respuesta en los perros podría deberse a toda una vida escuchando voces humanas.

La explicación del investigador húngaro también produjo otras reacciones: que la actividad cerebral similar no significa necesariamente una manera similar de experimentar sonidos y vocalizaciones en perros y humanos.

El estudio fue publicado en Current Biology.

¿Esquizofrenia autoinmune?

Genética, Neurociencias, biología 1 Comentario

Uno en cada 10 casos de esquizofrenia puede estar originado en una reacción autoinmune contra las células del cerebro según estudios iniciales publicados en New Scientist.

El hallazgo abre posibilidades para un tratamiento efectivo en esta dura enfermedad mental. Y por eso en la reunión de la Royal Society of Medicine en Londres, a los médicos se les recomendó considerar el origen autoinmune cuando un paciente muestre sus primeros síntomas de esquizofrenia.

Estos pacientes experimentan síntomas de sicosis como alucinaciones, paranoia y falsas creencias. Afecta al 1% de las personas en el mundo occidental y se cree que es provocada por una sobreactivación de los canales de dopamina en el cerebro.

Las medicinas antisicóticas no siempre funcionan y tienen efectos colaterales serios dijo la revista, que explicó que estudios previos han hallado que los anticuerpos para el receptor NMDA en las neuronas ocasionan inflamación cerebral, provocando desmayos, comas y algunas veces sicosis.

En los últimos años, estos anticuerpos también han sido hallados en la sangre de personas cuyo único síntoma es sicosis. En 2010, Belinda Lennox, de la Universidad de Oxford examinó 46 personas con episodios recientes de sicosis para ver los anticuerpos conocidos por enfocarse en las neuronas. Tres personas -cerca del 6%- dieron positivo.

“La pregunta es si un porcentaje mayor de casos puede tener otros anticuerpos que aún no logramos detectar”, según Robin Murray, del Instituto de Siquiatría en Londres, quien no participó del estudio.

Hoy Lennox dirige un ensayo más grande. Los resultados preliminares sugieren que otros anticuerpos también podrían estar involucrados.

Ojo con la luz azul

Neurociencias, biología Sin Comentarios

Trabajar bajo la luz azul tiene efectos benéficos: mejora la alerta y el desempeño, de acuerdo con un estudio del Brigham and Women’s Hospital (BWH) publicado en Sleep.

Antes se había demostrado que esa clase de luz mejoraba el estado de alerta en las noches, explicó Shadab Rahman, PhD, líder del estudio.

Si se usa de manera prolongada durante el día, el efecto es claro.

Los investigadores compararon los efectos de la luz azul con la exposición a una cantidad igual de luz verde en la alerta y el desempeño. Trabajaron con 16 participantes durante 6,5 hora día.

Tras eso, los participantes calificaron cuán adormilados se sentían, se les midió el tiempo de reacción, fuera de que electrodos en sus cabezas evaluaron los cambios en los patrones de actividad cerebral durante la exposición a la luz.

Se encontró que los individuos expuestos a la luz azul se calificaban de manera consistente menos adormilados, tenían tiempos de reacción más rápidos y menos lapsos de atención durante los tests en comparación con los sometidos a la luz verde.

También presentaron cambios en los patrones cerebrales relacionados con un estado más alerta.

“Los resultados contribuyen a nuestro entendimiento de cómo la luz impacta el cerebro y abre un nuevo rango de posibilidades de usar la luz para mejorar la seguridad, la productividad y la alerta en personas”, dijo Steven Lockley, PhD, neurocientífico en el BWH e investigador senior del estudio.

Ciencia de la buena: Mis 10 noticias científicas de la semana (11-17)

Astronomía, Cambio climático y ambiente, Ecología, Genética, Medicina, Neurociencias, Salud, biología Sin Comentarios

1. Las aves conocen bien la V

En la Universidad de Londres científicos parecen haber resuelto una vieja pregunta de la humanidad: ¿por qué las bandadas de aves vuelan en V? Las aves ganan impulso del ave que va adelante manteniéndose cerca de su ala. Las aves además sincronizan el aleteo, demostró la investigación publicada en Nature. Es decir, sacan provecho del aire que se mueve hacia arriba generado por el que va adelante; si recibieran el aire que va para abajo, descenderían. El ritmo cardíaco, además disminuye. Naturaleza sabia.

2. Hay reinas tan represivas

En las colonias de muchas hormigas, abejas y avispas las reinas son las únicas hembras que se reproducen. Su privilegio es guardado mediante control químico: feromonas que emiten que vuelven infértiles las obreras. Estas sustancias han evolucionado a partir de otras que… alentaban la reproducción. Esta semana científicos agregaron nuevos insectos sociales que utilizan la ‘represión’ química: la hormiga del desierto, el abejorro Bombus terrestris y la avispa común Vespula vulgaris. Una práctica muy común. El estudio apareció en Science.

3. El Helicobacter pylori, el cáncer y Colombia

Un estudio en dos poblaciones colombianas, Túquerres en las montañas y Tumaco en el mar, la primera de población amerindia, la segunda de ascendencia africana permitió detectar la incidencia del Helicobacter pylori en el cáncer. Este bicho por lo general no ocasiona más que inflamación, pero la población de Túquerres tiene alta prevalencia de cáncer gástrico. Se encontró que la cepa de origen europeo, que portan los de Túquerres causa más cáncer que la africana de los de Tumaco. El estudio apareció en PNAS.

4. Borracheras mortales

El alcohol fue la causa de muerte de casi 80.000 personas en 16 países de Norte y Latinoamérica reveló un estudio de la Organización Panamericana de la Salud en el journal Adiction. Las enfermedades hepáticas fueron la principal causa, pero para los investigadores es apenas la punta del iceberg, pues detrás hay otra serie de condiciones ligadas al abuso del alcohol como suicidio, tuberculosis, enfermedad cardíaca, derrames, epilepsia y otras.

5. Póngale pesas a la diabetes

Se había insinuado ya hace unos años, pero ahora un estudio aparecido esta semana en Plos Medicine lo refuerza: para disminuir el riesgo de desarrollar diabetes tipo 2 no solo el ejercicio es recomendable sino que levantar pesas también ayuda. Si es una combinación, mejor. Este hallazgo no se había reportado para mujeres. El efecto mayor se halló en mujeres que hacían 2,5 horas de levantamiento de pesas a la semana.

6. Los planetas de M67

A unos 2.500 años luz, en el cúmulo estelar Messier 67 (M67) astrónomos que usaron el instrumento Harps del telescopio de 3,6 metros en La Silla (Chile) detectaron por primera vez 3 planetas en una de esas estructuras. Esta tiene unas 500 estrellas. Lo más llamativo es que uno de los planetas gira alrededor de una estrella que parece el alma gemela del Sol. Todos son planetas grandes que giran cerca a sus estrellas por lo que es imposible que tengan vida.

7. Los árboles viejos merecen vivir

Eran considerados por muchos como basura y debían ser remplazados por jóvenes que trabajaran mejor. Pero no. Ahora una investigación amplia publicada en Nature sugiere que los árboles viejos no dejan de almacenar CO2 sino que por el contrario se mantienen creciendo a una tasa muy alta. Para el estudio se analizaron 600.000 árboles de 403 especies. Con esto podría echársele tierra a esa vieja creencia de que los árboles viejos deben ser cortados.

8. La historia del perro

Los perros y los lobos descienden de un ancestro común entre hace 9.000 y 34.00 años, antes de que los humanos establecieran las sociedades agrícolas de acuerdo con un análisis de genomas publicado en Plos Genetics y que muestra además que los perros están más relacionados entre sí que los lobos independiente del origen geográfico. Esto sugiere que la parte de la superposición genética observada en algunos perros modernos y lobos es el resultado de una mezcla luego de la domesticación del perro, no una línea directa de descendencia. Un artículo que generará polémica.

9. Exceso de velocidad

Más rápido que el cerebro humano. Pensaría uno que ver una docena de fotos en una fracción de segundo es imposible. Pero un grupo de neurocientíficos del MIT descubrió que el cerebro puede procesar imágenes completas que los ojos ven por tan solo 13 milisegundos, primera evidencia de tal velocidad de procesamiento. Esa velocidad es más rápida que los 100 milisegundos que sugerían estudios previos. El hallazgo fue publicado en el jorunal Attention, Perception and Psychophysics.

10. Apenas 1.000 dólares

La firma Illumina anunció que se convirtió en la primera firma que logra la secuenciación de un genoma por solo US$1.000 dólares, una suma que se había sugerido hace años como barrera mítica para la generalización de esta clase de procedimientos. El nuevo sistema, HISeq X Ten, que comprende 10 secuenciadores, lo ha logrado. Puede secuenciar 5 genomas por día y 16 en 3 días. La empresa está vendiendo solo pedidos de a 10 equipos a un costo inicial de US$10 millones. ¿Una revolución en macha?

El cerebro ve lo que uno no ve

Neurociencias Sin Comentarios

El cerebro ve lo que no vemos. ¿Será por eso que tenemos la sensación de haber visto algo sin tener la seguridad?

Un estudio publicado en Psychological Science mostró que el cerebro procesa señales visuales hasta el nivel de entender su significado aún si nunca conscientemente percibimos tales señales.

La investigación adelantada por Jay Sanguinetti, de la Universidad de Arizona, desafía modelos actuales acerca de cómo el cerebro procesa la información visual.

Sanguinetti mostró a los participantes en el estudio una serie de de siluetas negras, algunas de ellas con objetos reconocibles ocultos en los espacios en blanco en los lados.

Con el profesor John Allen, monitorearon las ondas cerebrales de las personas con un electroencefalograma mientras veían los objetos.

“Hay una marca cerebral del procesamiento de significados”, dijo Sanguinetti. Los electros de los participantes mostraron esa marca, un pico en las ondas cerebrales oscilatorias que se da unos 400 milisegundos luego de que la imagen se ha mostrado.

Los participantes no vieron las formas en la zona externa, sin embargo la señal cerebral nos dice que procesaron el significado de esas figuras, según Mary Peterson, tutora de Sanguinetti. “Pero el cerebro el cerebro las rechaza como interpretaciones y si rechaza las figuras de la percepción consciente, entonces usted no se enterará de ellas”.

Las ondas cerebrales no aparecieron en las personas cuando veían siluetas novedosas, sin imágenes de objetos reales.

Los hallazgos llevan a preguntarse porqué el cerebro procesa el significado de formas cuando al final la persona no va a percibirlas.

Varios teóricos asumen que como al cerebro le demanda mucha energía el procesamiento, el cerebro solo gastará tiempo procesando lo que uno va a percibir, pero en verdad el cerebro decide lo que usted va a percibir, procesa toda la información y determina cuál es la mejor interpretación.

Esta es una ventana a lo que el cerebro hace todo el tiempo, dijo Peterson. “siempre está examinando una variedad de posibilidades y buscando la mejor interpretación de lo que está afuera. Y la mejor interpretación puede variar con la situación”.

El estudio de Sanguinetti indica por último que cuando caminamos por una calle nuestros perciben y nuestro cerebro reconoce objetos de significancia, aunque puede que nunca estemos enterados conscientemente de ellos.

Mis 10 noticias científicas de la semana (13-19)

Antropología, Astronomía, Cambio climático y ambiente, Genética, Medicina, Neurociencias, biología Sin Comentarios

1. Tres que se parecen una

Como un gato jugando con un ovillo de hilo, científicos acaban de enredar el árbol de la evolución humana: el hallazgo del más completo cráneo humano primitivo recuperado hasta ahora de ese lejano pasado, sugiere que tres especies que se han pensado separadas serían una sola: Homo habilis y Homo rudolfensis carían perfectamente en lo que es el Homo erectus. El cráneo fue desenterrado en 2005 y al combinarlo con una mandíbula hallada cinco años antes a solo 2 metros constituyen el cráneo más completo de un adulto hallado hasta el momento. El estudio fue presentado en Science.

2. Lejanos habitantes del bulbo

Por primera vez astrónomos, utilizando una de las herramientas de la Relatividad General de Einstein, detectaron un planeta a unos 25.000 años luz con una característica especial: reside en el bulbo de la galaxia, esa región abultada que cubre una parte de la estructura galáctica. Es un supergigante gaseoso con unas 5 veces la masa de Júpiter. Un hallazgo interesante porque se abre la posibilidad, ahora especulativa, de que posea lunas potencialmente habitables.

3. Tan pequeños pero tan genéticos

Los escorpiones poseen unos 10.000 genes más que los humanos de acuerdo con la secuenciación del genoma de una de las especies hecho por científicos de Wuhan University en China y publicado en Nature Communications. Los investigadores detectaron que tiene unos 32.000 genes y dentro de esos hallaron 116 que codifican por neurotoxinas, incluyendo 45 que no se conocían. Además poseen 160 enzimas que les ayudan a digerir las grasas y desintoxicarse de los químicos de las plantas de los insectos herbívoros que comen.

4. Murciélagos utilizan altavoces

El murciélago Thyroptera tricolor de la selva costarricense se ‘encueva’ a menudo en unas grandes hojas enroscadas que parecen formar un tubo y donde se esconde de depredadores. Dese allí responde el llamado de congéneres invitándolos a entrar. Ahora científicos descubrieron y publicaron en Proceedings of the Royal Society B que estos mamíferos usan las hojas como amplificadores del sonido, de modo que pueden escuchar mejor en la ruidosa selva, con lo cual el sonido se extiende unos 30 metros. Todos unos artistas.

5. Cáncer con orígenes comunes

En 12 tipos de cáncer muy comunes intervienen mutaciones en 127 genes de acuerdo con un estudio publicado en Nature. Científicos de la U de Washington en San Luis analizaron 3,281 tumores y encontraron esas variantes en muchos cánceres. Así, un gen mutado en 25% de los casos de leucemia también fue hallado en tumores de seno, recto, cabeza y cuello, riñón, pulmón, ovario y útero. Un acercamiento a nuevas acciones terapéuticas y pruebas de detección.

6. La muerte de una superestrella

W26 es la estrella más grande conocida, con unas 1.500 veces el radio del Sol. Astrónomos del Reino Unido, Estados Unidos, Alemania y Chile han visto los estertores de la estrella que se encuentra en la fase final de su vida antes de explotar como una gran supernova. A 16.000 años luz de la Tierra hacia la constelación del Altar, detectaron una emisión de hidrógeno ionizado, sugiriendo su expulsión desde la estrella. Mientras más masiva, menos vive una estrella, pues más rápido consume su combustible.

7. Silencio: cerebro aseando

Razón tiene el dicho popular: una buena noche de sueño no se cambia por nada. Sí, es que, literalmente hablando, limpia el cerebro. Es que en estudios con ratones, investigadores mostraron por primera vez que el espacio en las células cerebrales puede crecer durante el sueño permitiéndole al cerebro barrer las toxinas recogidas durante las horas de vigilia. El estudio publicado en Science

8. Un sistema torcido

Al estudiar la estrella Kepler-56, cuatro veces más grande que el Sol, a 3.000 años luz y poseedora de un sistema con dos planetas grandes, astrónomos encontraron algo extraño: el ecuador estelar no está alineado con el plano orbital de sus planetas, tiene una desviación de 45° visto desde nuestro ángulo. El hallazgo sugiere que los planetas tipo Júpiter calientes se deben formar bajo la influencia de otros cuerpos, lo que supondría un cambio en los modelos existentes según el artículo presentado en Science.

9. Dominadores de la selva

Aunque la selva amazónica es considerada la región más biodiversa del planeta, es dominada por pocas especies. Un estudio publicado en Science reveló que puede contener unas 16.000 especies de árboles, pero 227 de ellas responden por casi la mitad de los árboles. Y la más abundante es la palma Euterpe precatoria. Los investigadores analizaron 1.170 sitios diferentes de la región para llegar a esa conclusión.

10. Sigue para adelante

Tras reabrirse las oficinas del gobierno norteamericano, se conocieron esta semana las imágenes nuevas del cometa ISON tomadas por el Hubble. El cometa no se ha desintegrado pese a que su núcleo es tan pequeño que no alcanza a resolverse en las imágenes. Pero sigue ahí y en las primeras dos semanas de noviembre podría ser un buen objetivo para los aficionados.

Mis 10 noticias científicas de la semana (15-21)

Antropología, Astronomía, Cambio climático y ambiente, Física, Geología, biología Sin Comentarios

1. Más listas que todos

En los últimos años más de 125 grupos de investigación en más de 35 países han tratado de desarrollar hongos y bacterias que ataquen las termitas, que cada año generan daños por más de 40.000 millones de dólares en todo el planeta. Hasta ahora no lo han logrado. ¿Qué pasa? Científicos, tras largo estudio, encontraron que las termitas mezclan sus excrementos con la madera creando un material para el cultivo de hongos y bacterias que les protegen. El estudio apareció en Proceedings of the Royal Society B: Biological Sciences. Más listas que todos. Foto T. Chouvenc, Universidad de Florida

2. Un faro hacia el Alzheimer

Muy adentro del cerebro, un faro puede ayudar a encontrar la formación de sustancias bloqueadoras en el cerebro de personas con Alzheimer. Masahiro Maruyama y colegas reportaron en Neuron una clase de molécula que puede unirse a los cúmulos de la proteína tau, que ayuda a la proteína beta amiloide a formar obstrucciones que impiden la comunicación cerebral. Al ser ligadas a carbono radioactivo, esas moléculas iluminan la presencia de la tau en imágenes cerebrales, lo que permitiría no solo detectar antes su presencia sino desarrollar formas de control.

3. Póngale una X

Nuestra galaxia tiene su parte central, el bulbo, con forma de X, revelaron científicos del Max Planck Institute que utilizaron sondeos del programa Vista de la ESO. La región central de la Vía Láctea no se ve bien desde nuestro punto de observación a 27.000 años luz por la existencia de mucho polvo y gas en el camino. Por eso se debe mirar en otras longitudes de onda. El análisis tomó el movimiento de 400 estrellas en esa región. Nos vamos conociendo de a poco.

4. Felinos al descubierto

Hasta ahora solo se había secuenciado el genoma del gato doméstico en la familia de los felinos. En Nature Communications científicos reportaron la secuenciación del tigre siberiano o Amur, así como de otros felinos como el león africano, con lo cual se comienza a saber más las características de estos animales: cómo logran su gran fuerza muscular y digerir cantidades altas de carne, así como su gran sentido del olfato.

5. Olvidémonos de ellos

La Nasa informó que el robot Curiosity no ha encontrado señales de metano en la atmósfera marciana. Este gas es emitido, entre otras fuentes, por procesos biológicos, lo que indicaría que no existe vida en el planeta rojo, aunque hay en la Tierra microbios que no lo emiten. 6 veces de octubre a junio pasados, el robot tomó muestras de la atmósfera y no encontró nada, lo que indica que ese gas estaría presente en condiciones mínimas, mucho menos de lo que se creía hasta ahora. O sea: no hay marcianitos.

6. 25 años del IPCC

No es un descubrimiento en sí, pero su trabajo ha permitido que todo el mundo conozca lo que está sucediendo con el planeta: se está calentando de una manera casi que aterradora. El Panel Intergubernamental sobre el Cambio Climático cumple 25 años, tiempo durante el cual ha producido 4 informes sobre la situación, uno cada 6 años en promedio (hoy se presentan cada 7). El próximo será en 2014 y será el documento más esperado por todas las dolorosas verdades que seguro presentará dado que la situación en vez de mejorar empeora.

7. 9 metas y un cerebro

En 2014 el proyecto Brain que desarrollan los Institutos Nacionales de Salud de Estados Unidos por mandato del presidente Barack Obama, tendrá 9 metas para cumplir, de acuerdo con el reporte liberado esta semana: desde generar un censo de los tipos de células, a crear mapas estructurales del cerebro, pasando por vincular la actividad de las neuronas con el comportamiento y otras. Un esfuerzo nunca intentado en su campo.

8. Nos queda mucha vida por delante

Un nuevo estudio de científicos de la Universidad de East Anglia publicado en Astrobiology reveló que el tiempo de vida que le queda a la Tierra es de al menos 1.750 millones de años. En un momento entre 1.750 millones de años y 3.250 millones dejará de ser habitable pues se encontrará entonces en la zona caliente del Sol, con temperaturas tan elevadas que los océanos se extinguirán y no será posible ninguna forma de vida. El Sol entrará en su fase de gigante roja y acabará con el planeta.

9. Elefantes cazados

Investigadores de la Universidad de Southampton en el Reino Unido descubrieron restos del antiguo elefante europeo, un enorme animal, que murió posiblemente cazado por primitivos humanos hace decenas de miles de años, lo que indicaría que pese a su rudimentaria cultura podían cazar en grupos. En el sitio se encontraron artefactos que sugieren manipulación del animal hace unos 420.000 años, después de la glaciación angliana.

10. Una superaglomeración

Un grupo de astrónomos descubrió los enormes brazos del cúmulo de galaxias Coma gracias al telescopio espacial Chandra. Esas estructuras se extienden medio millón de años luz ayudan a entender cómo ha crecido gracias a la fusión con galaxias y otros cúmulos, conformado hoy una de las estructuras más enormes del universo mantenidas por gravedad. Coma es inusual porque contiene no una sino dos galaxias elípticas gigantes cerca al centro. El hallazgo fue publicado en Science.

« Anteriores