10 noticias científicas de la semana (27-1)

Astrofísica, Astronomía, Cambio climático y ambiente, Ecología, Genética, Medicina, Neurociencias, Psicología, Salud, biología Sin Comentarios

1. ¡Infectados!

El número de brotes de enfermedades infecciosas en humanos se ha multiplicado por 4 en el periodo 1980-2013 de acuerdo con un reporte presentado en el Journal of the Royal Society Interface. Los científicos rastrearon 12.102 brotes de 215 enfermedades infecciosas en 229 países. Bacterias, virus, enfermedades zoonóticas y aquellas causadas por transmisión de vectores responden por la mayoría de los brotes.

2. Bendito chocolate

Recordar dónde quedó el auto o reconocer a alguien no es fácil cuando se envejece, una pérdida asociada al debilitamiento del giro dentado, una región del hipocampo en el cerebro. Científicos reportaron en Nature Neuroscience que ese funcionamiento puede ser mejorado parcialmente consumiendo epicatechina y otras moléculas de flavonoles presente en el chocolate. El estudio se hizo con 37 participantes de 50 a 69 años de edad.

3. Los genes del mal

Dos genes relacionados con conductas criminales violentas como homicidios e intentos de homicidio fueron descubiertos por investigadores de Finlandia según un artículo publicado en Molecular Psychiatry. Estas variantes se encontraron un cerca del 10% de los condenados por delitos graves. Al comparar con otras personas condenadas por actos no violentos no se encontraron en ellos las dos variantes.

4. El parásito esquizofrénico

Aunque desde hace tiempo se ha dicho que el parásito Toxoplasma gondii, que solo completa su ciclo en los gatos, es responsable de casos de esquizofrenia, los hallazgos han sido cuestionados. Ahora un estudio en Preventive Veterinary Medicine sugiere que 1/5 de los casos sí son producidos por el parásito, que entra a los humanos vía ingestión de carne de animales infectados y mínimamente por contacto directo con heces de los gatos que portan el parásito.

5. La genética del autismo

Cosa complicada: dos grandes estudios sobre el autismo involucrando más de 50 laboratorios en el mundo, detectaron docenas de nuevos genes implicados en el autismo. Mutaciones raras en ellos, se demostró, afectan las comunicaciones en el cerebro y comprometen mecanismos biológicos fundamentales que dirigen si, cuándo y cómo se activan los genes. Ambos estudios aparecieron en Nature.

6. Polvo para los planetas

Con la red Alma (Atacama Large Millimeter/submillimeter Array) en Chile, astrónomos detectaron una corriente de gas y polvo cayendo desde un masivo disco externo hacia un sistema binario de estrellas que podría incidir en un segundo disco para la formación de planetas. Una de las raras veces en que se observa el proceso de formación. El sistema, GG Tau-A se encuentra a unos 460 años luz de la Tierra hacia la constelación Tauro.

7. Un estómago miniatura

Mediante células madre pluripotentes científicos generaron en laboratorio tejido estomacal tridimensional y funcional, lo que permitirá el estudio de diferentes enfermedades asociadas con ese órgano como la infección por Helicobacter pylori. El estudio fue publicado en Nature. El desarrollo allana el camino además para producir otros órganos como pulmones y páncreas. No se habían generado hasta ahora células gástricas a partir de las células madre pluripotentes.

8. Mundos entrometidos

En un estudio publicado en Physical Review X científicos de la Universidad Griffith indicaron que los universos paralelos que sustentan algunas teorías de verdad existen pero no actúan de modo independiente como se ha creído sino que interactúan, influenciándose sutilmente, lo que ayudaría a explicar ciertos aspectos extraños de la mecánica cuántica. En el modelo caben mundos que serían similares al nuestro, otros no.

9. Salamandras amenazadas

Muchas especies de ranas en el planeta están amenazadas por un hongo. Muchas desaparecerán. Ahora un estudio en Science llamó la atención sobre otro caso: el hongo que mata las salamandras, identificado en Europa el año pasado pero que puede extenderse a otras regiones del planeta. El hongo de origen asiático B. salamandrivorans invade con rapidez la piel del reptil, vital para la respiración.

10. La capa del viejo ozono

El agujero en la capa de ozono sobre la Antártica alcanzó su pico máximo anual el 11 de septiembre reveló la Nasa. El tamaño este año fue de 24,1 millones de kilómetros cuadrados o 376 veces el área de Antioquia. En total, el agujero es menor a lo observado durante el periodo 1998-2006 y es similar al d ellos años 2010, 2012 y 2013. El agujero se expande durante los meses de agosto y septiembre.

El objeto más frío de la Tierra

Física Sin Comentarios

Cortesía INFNEl objeto más frío: un trozo de cobre se convirtió en el metro cúbico más frío del planeta cuando los científicos lograron enfriarlo a 6 milikelvins o 6/1.000 de un grado sobre el cero absoluto (0 Kelvin).

Es lo más cercano que una sustancia de esa masa y volumen ha estado en el cero absoluto.

Los científicos colocaron un cubo de 400 kilos de cobre dentro de un contenedor llamado cryostat, diseñado especialmente para mantener objetos extremadamente fríos. Este es el primero construido que es capaz de mantener sustancias casi en el 0 absoluto.

De hecho, el principal obstáculo, de acuerdo con Carlo Bucci, del Instituto Nazionale di Fisica Nucleare (INFN) en Italia fue el reto técnico del cryostat. “Pasamos 10 años diseñándolo, construyéndolo y chequeando el sistema”.

Su construcción es solo el primer paso den un experimento en el cual el cryostat actuará como un detector de partículas, que está siendo construido en el laboratorio subterráneo del Gran Sasso. Se trata del Observatorio Criogénico Subterráneo para Eventos Raros.

Los científicos esperan que el detector podrá revelar más información de los neutrinos, partículas subatómicas y acerca de porqué hay más materia que antimateria en el universo.

Esperan observar un raro fenómeno del doble decaimiento de los neutrinos, que sucede cuando los antineutrinos decaen en neutrinos. Así se espera probar que los neutrinos son partículas Majorana, que actúan como su propia partículas. Este fenómeno podría explicar porqué el universo contiene mucha más materia que antimateria. También se podría conocer la masa exacta de los neutrinos que hasta ahora no se ha podido determinar.

Las temperaturas tienen que estar alrededor de 10 milikelvins para tener la oportunidad de observar el evento, que es cuando el detector entra en juego.

Una vez terminado, el cryostat será cubierto con cientos de cristales que pueden detectar los neutrinos recogiendo la radiación y los cambios de temperatura.

Tener poco sexo aumenta la longevidad… (en reptiles)

biología Sin Comentarios

Lagarto chino. Foto Daniel Pincheira-Donoso

Tener sexo con frecuencia puede ser malo y acortar la vida. Sí, al menos para algunos reptiles. Eso de tener sexo con frecuencia y comer como en un festín mata dice un nuevo estudio.

Científicos analizaron la longevidad en los reptiles lepidosaurios, 1.014 especies, incluyendo 672 lagartos, 336 serpientes y varios más. Tienden a morir más jóvenes si alcanzan la madurez sexual más temprano, si ponen huevos o tienen descendientes más veces que otros.

“A más sexo, o más preñadas, vida más corta”, dijo Daniel Pincheira-Donodo, bi´logo evolutivo de la Universidad de Lincoln en el Reino Unido. “El estudio mostró que los reptiles maduros sexualmente antes de tiempo probablemente vivirán menos, los que prefieren retrasar la madurez sexual vivirán más”.

Los reptiles pequeños herbívoros y omnívoros también viven más que los reptiles carnívoros de similar tamaño, encontró el estudio.

“La comida vegetal es un alimento intrínsecamente de baja nutrición, por lo que pensamos que los que llevan esa dietas experimentan una reducción en las tasas de reproducción, lo que incrementa su ciclo vital”.

Los resultados sugieren que los reptiles machos y hembras que esperan hasta ser mayores para tener descendencia y se reproducen más despacio tienden a vivir más que sus contrapartes. Los hallazgos respaldan predicciones claves sobre la teoría de la longevidad y la historia de vida, el estudio de cómo la selección natural influencia eventos de la vida, como el desarrollo juvenil y la edad de la madurez sexual, para ayudar a los animales a reproducirse con éxito. Por ejemplo, los animales que no se reproducen tempranamente en su vida tienden a vivir más.

Los reptiles que vivían más tendían a tener características ‘lentas’: retrasaban la reproducción, menos bebés, menos huevos, crías mayores y temperaturas más frías que las de los que vivían menos.

Los reptiles que tenían posturas más grandes tendían a vivir menos. Aquellas con huevos más grandes, comparadas con su tamaño, tendían a vivir más.

El estudio fue publicado en Global Ecology and Biogeograhpy.

Estrella salió con rasguños de encuentro con agujero negro

Astrofísica, Astronomía Sin Comentarios

La galaxia antes y después del evento de disrupción. Cortesía SDSS, D. Bersier, J. Prieto

Nada de lo que cae en él puede escapar, pero algunos corren con suerte. Si pudiera decirse así.

Astrónomos reportaron el hallazgo de una estrella en una galaxia a 650 millones de años luz que escapó solo con rasguños de un intento del agüero por engullírsela.

La estrella solo perdió una milésima parte de la masa del Sol, algo así como la masa de Júpiter.

El hallazgo lo hicieron con telescopios de 15 centímetros de Hawai que son parte de un programa para rastrear el cielo cada 2 a 4 días.

“Es lo que se denomina un evento de disrupción de una estrella por los efectos de marea. Lo que nosotros observamos no fue la estrella en sí misma, sino el efecto que produce este evento: un haz luminoso muy brillante en el centro de la galaxia proveniente del material que se está ´comiendo´ el agujero negro supermasivo”, dijo en un informe de prensa José Luis Prieto, astrónomo del Instituto Milenio de Astrofísica MAS y académico del Núcleo de Astronomía de la Universidad Diego Portales, quien fue parte de la investigación.

En un principio pensaron que el evento luminoso era una explosión de supernova, pero se dieron cuenta que este fenómeno no correspondía por sus características particulares.

“En enero pasado descubrimos que el brillo del centro de la galaxia SDSS J110840.11+340552.2 aumentó dramáticamente, por lo que hicimos un estudio detallado con distintos telescopios – desde el telescopio de 15 centímetros de diámetro usado para el descubrimiento hasta el telescopio LBT de 8 metros de diámetro en Arizona, también incluyendo el telescopio espacial Swift – y en distintas longitudes de onda. Pudimos observar que la temperatura del evento transiente se mantuvo muy alta por más de tres meses, mientras que la temperatura de las supernovas generalmente disminuye en el mismo período. Además, el espectro era distinto al de explosiones de supernova”, señala Prieto.

La galaxia se sitúa a 650 millones de años luz y es parte del recientemente bautizado grupo Laniakea, del cual forma parte nuestra galaxia.

Los investigadores creen que esta serie de eventos son más comunes de lo creído.

La estrella tuvo suerte.

¿Detectaron la materia oscura?

Astrofísica Sin Comentarios

Axiones (azul) del Sol podrían convertirse en fotones (naranja) en el campo magnético de la Tierra (rojo). Cortesía Nature

Provenientes del Sol llegan noticias extraordinarias: lo que podría ser la primera detección de la materia oscura.

Y podría ser porque aunque la teoría parece decirlo, hay que estar más seguros, pues no es pequeña casa el anuncio.

Resulta que el análisis de 12 años de datos de telescopio ha encontrado una señal de lo que los físicos creen sería la primera detección de la esquiva forma de materia.

Los astrónomos hallaron variaciones en la corriente de rayos X vistos por el observatorio de la Agencia Espacial Europea, que semejan lo que podría esperarse si los axiones –una hipotética partícula de materia oscura- estuviera interactuando con el campo magnético de la Tierra.

La matera oscura, dice un artículo en Nature, es el nombre de la sustancia que compone cerca del 85% de la materia en el universo. Se le denomina oscura porque su presencia puede ser inferida por el jalón que produce en las estrellas. Hasta ahora ha evadido todos los intentos de detectarla de manera convincente.

Si se confirma el hallazgo del axión sería un descubrimiento enorme. El líder del estudio, George Fraser, de la Universidad de Leicester en el Reino Unido, falleció solo 2 días después de que junto a los coautores enviaran el paper para aprobación.

El artículo fue publicado en Monthly Notices of the Royal Astronomical Society, aunque los investigadores no alzan campanas al vuelo: “Encontramos un resultado inusual que no podemos explicar por ningún método convencional y la teoría del axión sí lo hace”, dijo el coautor Andy Read. “Es solo una hipótesis, y la mayoría de las hipótesis no funcionan”.

Los axiones fueron propuestos para explicar una anomalía en un área distinta de la Física, la teoría de la fuerza nuclear fuerte, una de las cuatro fuerzas fundamentales de la naturaleza.

Esta partícula sin carga y muy ligera sería creada en el núcleo del Sol y difícilmente interactuaría con la materia ordinaria, lo que le permitiría deslizarse a través de miles de kilómetros de plasma solar y escapar al espacio. Pero los axiones interactuarían con un campo magnético, como el que rodea la Tierra y convertirse en fotones de rayos X. Estos fotones son las partículas que los investigadores dicen que pueden haber visto.

El hallazgo debe ser confirmado con otros estudios. Tras ser consultados, algunos astrónomos exteriorizaron sus dudas sobre el hipotético descubrimiento.

Así comenzamos a copular

Paleontología, biología Sin Comentarios

Peces antiarchi. Wikipedia

No siempre fue así. Pero ese acto tan importante para la reproducción y que los humanos además disfrutamos, no existió siempre. La copulación.

Científicos reportaron evidencias de los primeros animales que copularon, peces de mandíbulas: los placodermos antiarquios, los más primitivos peces de mandíbulas que vivieron hacia el devónico, hace unos 416 a 359 millones de años.

El reporte fue presentado en Nature y sitúa el origen de la fertilización interna al comienzo de la evolución de los vertebrados lo que implica que la fertilización externa en peces prehistóricos pudo haber evolucionado después.

La reproducción en peces de mandíbulas involucra fertilización interna y externa. Los órganos copulatorios –órganos pélvicos vistos en algunos tiburones- son usados para agarrar la hembra en la fertilización interna.

Tal parece que la copulación fue la primera conducta reproductiva de esa clase de peces, aunque se requerirán más estudios y nuevas evidencias.

Al estudiar placodermos antiarquios, John Long y colegas, encontraron que los machos poseían esos órganos, mientras las hembras tenían unas placas dérmicas, lo que facilitaría la copulación según lo autores

Las evidencias aparecieron al estudiar ejemplares de peces Microbrachius, un pequeño antiarquio hallado en diversas regiones como Escocia, China y Estonia.

Las 10 noticias científicas de la semana (12-17)

Astrofísica, Astronomía, Cambio climático y ambiente, Genética, Geología, Medicina, Neurociencias, Paleontología, biología Sin Comentarios

1. Tomate uno grande

El típico tomate rojo actual es cien veces más grande que su ancestro salvaje, que originalmente surgió en Los Andes de Suramérica revela un estudio aparecido en Nature Genetics. Para esa concusión se secuenciaron 360 variedades de tomate con lo que se pudo rastrear el, origen de la apetitosa fruta. El estudio mostró que la masa del tomate, por la cual es seleccionado, surgió en dos procesos, del pequeño tomate salvaje al tomate cherry y luego a la gran fruta actual. Cerca del 14% de su genoma ha sido seleccionado en durante esas dos fases. Entre las últimas modificaciones figura la integración de genes para la resistencia a enfermedades.

2. Una de las primeras galaxias

En los orígenes de todo. Gracias al telescopio espacial Hubble y el poder de aumento brindado por el cúmulo de galaxias Abell 2744, astrónomos lograron medir la distancia a un objeto que se formó al comienzo del universo. Sí, una galaxia a más de 13.000 millones de años. Es una de las galaxias más lejanas, tenues y pequeñas jamás observadas, lo que muestra la capacidad de detección lograda. El estudio apareció en The Astrophysical Journal.

3. La gran inundación

Científicos del Instituto Nies Bohr calcularon qué podría suceder en el peor escenario de cambio climático en cuanto a la elevación del nivel del mar. Encontraron según sus cálculos que subiría 1,8 metros, pero esa es apenas el 5% de las probabilidades. El más probable aumento sería 80 centímetros. Y un aumento de 2 metros parece improbable. La investigación apareció en Enviromental Research Letters. En cualquier escenario muchas ciudades e infraestructura en zonas costeras resultarían afectadas.

4. Las grandes avenidas matan el corazón

Vivir cerca de grandes vías puede aumentar en las mujeres el riesgo de muerte cardíaca súbita. Residir a menos de 50 metros de esas grandes vías aumenta el riesgo 38%, comparado con quienes vive a 500 metros. Cada 100 metros de cercanía el riesgo aumenta 6%. Para los autores del estudio publicado en Circulation es claro que los riesgos medioambientales están subestimados.

5. Era un canguro perezoso

Hace 30.000 años en Australia hubo un canguro particular, de la familia sthenurine, que tenía una diferencia marcada con los actuales: no saltaba, caminaba. Así era este animal con cara de conejo según un estudio publicado en Plos One. No saltaban porque su anatomía no les daba debido a su peso de unas 550 libras. Los canguros de hoy se mueven a toda velocidad y necesitan sus cinco extremidades para frenar: patas y cola.

6. Otro océano escondido

Análisis de imágenes de la nave Cassini que orbita Saturno y su sistema lunar, reveló que la pequeña luna Mimas tiene un núcleo con forma de balón de fútbol americano o posee en su interior un océano de agua líquida. Algo no funciona en Mimas, dijeron los investigadores, por lo que optan por una de aquellas dos posibilidades para que la información cuadre. El estudio apareció en Science.

7. Bebidas que enferman

Las bebidas gaseosas azucaradas, más allá de su contribución a la obesidad, promueven la aparición de enfermedades sugiere un estudio de la Universidad de California en San Francisco. Los telómeros de las células blancas eran más cortos en quienes consumían las bebidas, según el artículo en American Journal of Public Health. El acortamiento de los telómeros (envolturas al final de los cromosomas) está relacionado con el envejecimiento y la aparición de enfermedades.

8. Hielo contra el calor

¿Se derretiría el hielo cerca del Sol? No. Aunque ya se conocía que en los cráteres del polo norte de Mercurio había hielo, la nave Messenger lo fotografió junto con otros volátiles congelados. Esos cráteres permanecen en la sombra. Mercurio es el planeta más cercano a Sol. Los depósitos habían sido revelados por imágenes de radar tomadas desde la Tierra. El hielo en ciertas zonas está cubierto por una capa de compuestos ricos en orgánicos. El artículo fue publicado en Geology.

9. Aprender a punta de mielina

Para aprender cómo mover una rueda con espacios estructura más amplia, los ratones deben producir nueva mielina, esa capa grasosa que aísla los axones de las neuronas según un estudio en Science. La mielina es producida por las células gliales no neuronales, los oligodendrocitos, sugiriendo que las neuronas no son las únicas células importantes cuando se trata de aprender. Un cambio en el paradigma de cómo creemos que cambia el cerebro para adquirir información.

10. Una verdad gaseosa

El crecimiento en el gas natural debido a las nuevas técnicas de extracción (fracking) y por ende a un mayor uso no tendrá efectos positivos en la reducción del cambio climático. Es sugiere un nuevo estudio publicado en Nature. El uso del gas no reducirá los gases de efecto invernadero responsables del calentamiento global, pese a que estudios anteriores sugerían que ayudaría. Las emisiones de metano por el gas superarían las de dióxido de carbono del carbón.

El ébola en 1.900 palabras (informe especial)

Medicina, Salud, biología Sin Comentarios

El virus del ébola. Foto CDC

Diez meses de terror. Diez meses con el ébola, que hasta ayer (15 de octubre) había infectado 8.997 personas, de las cuales 4.484 habían fallecido, casi la totalidad en tres países africanos: Guinea (883), Liberia (2.458) y Sierra Leona (1.183).

Entre los infectados 427 son trabajadores de la salud, de los cuales 236 han fallecido.

Una emergencia sanitaria que mantiene en vilo al mundo.

El actual brote del ébola apareció en una aldea de Guinea, Meliandou, en la prefectura de Guéckédou el 6 de diciembre de 2013, y luego en Maceta. La primera víctima fue un niño de 2-3 años. Le siguió su madre en enero de este año y para marzo había 111 casos en tres prefecturas, llegando a la capital Conakry. Ya estaba en Lofa, Liberia.

El responsable es el Zaire ebolavirus, aunque científicos piensan que no fue introducido desde África Central sino que esta cepa pudo evolucionar en África Occidental.

En mayo el foco de la epidemia se expandió a los distritos de Kenema y Kailahun en Sierra Leona, aumentando los casos de Lofa en Liberia.

Después se extendió a otras regiones de esos países y alcanzó Senegal y Nigeria, en donde la situación se ha controlado. En el primero la OMS declarará este 17 de octubre el fin del brote, mientras Nigeria deberá esperar a completar los 42 días de activa vigilancia por si hay nuevos casos.

El nombre

El virus se conoció en 1976 por un brote en lo que hoy es la República Democrática del Congo, entonces Zaire, en la aldea Yambuku. Los belgas que lo identificaron con colegas americanos buscaron darle un nombre y pensaron en el virus del río Congo, que pasa por esa localidad, pero se podía confundir con otra fiebre ya existente. Si lo bautizaban con el de la villa se le estigmatizaría, por lo que buscaron en el mapa el sitio más cercano: era el río Ébola (río negro en el lenguaje local) y así lo bautizaron. Zaire ebolavirus.

Familia

Los ebolavirus pertenecen a la familia Filoviridae, que incluye los géneros marburgvirus y cuevavirus, cada uno con una especie, y ebolavirus con cinco especies.

Todos los ebolavirus africanos pueden infectar humanos y provocar síntomas similares, pero con diferencias en términos de progresión y virulencia, con fatalidades de menos del 40% para el Bundibugyo ebolavirus, a cerca del 60% en el Sudan ebolavirus y del 70 a 90% en el Zaire ebolavirus.

Transmisión

El virus no se transmite por el aire. Para contagiarse hay que estar en contacto con fluidos corporales de una persona que presenta los síntomas (saliva, lágrimas, heces, orina), con animales contaminados como primates, murciélagos de las frutas, antílopes o con algo que haya tocado el paciente, lo que es menos frecuente. En el sudor no se ha aislado todavía el virus.

También podría transmitirse por el contacto sexual. En semen se ha encontrado hasta 70 días después de que una persona se recuperó. Y también se encuentra en la leche materna, pero los fluidos más comunes de contagio han sido la sangre, las heces y el vómito.

El virus puede sobrevivir hasta 48 horas fuera del cuerpo humano a temperatura ambiente, aunque en cadáveres se ha detectado más tiempo.

Costumbres como el lavado de los muertos, incluyendo sus orificios, han aumentado los casos en diferentes pueblos, pues el virus está aún activo en el cadáver.

En el cuerpo

Una vez dentro del cuerpo, entra en las células y se replica. Después sale explosivamente de estas y produce la proteína que genera la gran devastación: la glicoproteína ebolavirus, que se pega a las células dentro de los vasos sanguíneos, lo que incrementa la permeabilidad de los vasos permitiendo el escape de sangre. El cuerpo pierde la capacidad de coagulación y engrosamiento de la sangre.

El virus evade el sistema de defensa del cuerpo neutralizando las señales de los neutrófilos que son los encargados de enviar señales de alarma a los glóbulos blancos. De hecho, infecta las células inmunitarias y viaja con ellas a otras partes del cuerpo, como hígado, riñón, cerebro.

Cada que el virus infecta una célula y produce el estallido se activan las citoquinas, responsables de producir inflamación cuando un agente extraño ataca el cuerpo. Esto desencadena los síntomas como de influenza, primera manifestación clara del ébola.

Así comienza, pues solo un 20% de las personas presentan sangrado externo por ojos y otras partes. Muchos sucumben antes de que aparezcan estos síntomas, algunos con solo un sangrado menor por encías o heridas.

Otros síntomas

Los síntomas como gripales aparecen en la primera fase de la enfermedad, experimentándose dolor de cabeza, dolor muscular, debilidad, seguidos de vómito, diarrea y baja presión arterial. El sangrado extremo ocurre hacia el final. Quienes fallecen mueren por falla multiorgánica y shock, shock producido por el sangrado en distintas partes del cuerpo y por los vasos sanguíneos. Incluso si no presenta sangrado externo, por dentro está filtrando sangre.

Solo cuando se desarrollan los síntomas comienza la fase de posible contagio.

Fases

Los síntomas comienzan a los 4-9 días luego de la exposición, pero la incubación puede durar hasta 21 días.

Entre los días 1 a 3 de manifestación presenta síntomas como de influenza. Entre los días 4 y 7 puede presentar diarrea, vómito, náuseas, baja presión, dolor de cabeza y anemia. Del 7 al 10, fase final, hay confusión y sangrado, interno y externo, llevando al coma, shock y la muerte.

Inmunidad

Algunas personas han resistido la infección y sobreviven. Puede deberse a su buena salud y tipo de exposición, quizás solo con una persona que estaba en fase inicial.

Se ha encontrado que algunas personas poseen células sin un marcador o que ha mutado sin el cual el ébola no logra adherirse a ellas.

Quienes poseen ciertas versiones del gen, B*7 o B*14, tiene mayor probabilidad de sobrevivir, por quienes poseen las versiones B*67 y B*15 tienden a fallecer.

Algunos resisten por completo la infección si poseen el gen NPC1, que los blinda contra el virus. El estudio fue hecho en laboratorio, por lo que no es totalmente seguro que sea así en el medio real, pero podría ser.

El diagnóstico

Una vez se han manifestado síntomas, existen varios tests para comprobar si se trata del ébola. Uno de los más precisos es el de la cadena de reacción de la polimerasa, técnica que busca material genético del virus y crea tantas copias que se logra detectar.

Esta prueba puede dar negativo en los 3 primeros días de los síntomas. O sea que entre 3 y 5 días después de la hospitalización se tiene la confirmación.

Otra prueba es Elisa, que tarda más de 3 días para dar un resultado positivo. Existen otras como el cultivo, la microscopía de electrones y el test de detección de antígenos.

El manejo de las muestras es un procedimiento crítico de riesgo alto, por lo que las normas de bioseguridad deben ser muy estrictas.

En los 3 países afectados hay 11 laboratorios de diagnóstico, con capacidad para realizar de 200 a 470 pruebas diarias.

Los afectados

Un reporte científico mostraba el siguiente cuadro de afectados hasta mediados de septiembre:

La mayoría de los pacientes tenían entre 15 y 44 años de edad, la mitad hombres, con una tasa de fatalidad de 70,8%.

El curso de la infección, incluyendo signos y síntomas, era de 11,4 días para los 3 países y un intervalo de serie de15,3 días.

El 95% de los afectados tenía síntomas a los 21 días de la exposición, periodo recomendado para el seguimiento de los contactos del paciente.

Entre la aparición de los síntomas y la hospitalización el tiempo transcurrido ha sido de 5 a 9 días, fase crítica para la diseminación de la enfermedad en la comunidad. Y entre la hospitalización y la muerte transcurrieron en promedio de 4,2 a 6,4 días. Un desenlace rápido.

Según el crecimiento exponencial y la tasa de reproducción que ya supera 1, se estima que para noviembre habría más de 20.000 casos: 5.740 en Guinea, 9.890 en Liberia, 5.000 en Sierra Leona según análisis científicos.

Ha habido casos de transmisión interna en Estados Unidos y España.

Tratamiento

Hoy no hay vacuna disponible ni medicinas eficaces para tratar el ébola. La intervención terapéutica se centra en anticuerpos, exitosa en macacos.

Otra es ARN modulatorio, junto a una promisoria medicina, BCX4430.

Existen dos candidatos a vacunas prometedores, que se encuentran en fase 1 de las pruebas.

Una ha sido desarrollada por GlaxoSmithKline con el Instituto de Alergias y Enfermedades Infecciosas de Estados Unidos. Usa un vector de adenovirus derivado de chimpancés con un gen del ébola insertado.

La otra, de origen canadiense, usa un virus atenuado de la estomatitis vesicular, con un gen remplazado por otro del ébola.

Editorial

La letra con sangre debería entrar

El brote actual del ébola ha demostrado que el mundo no está preparado para enfrentar una epidemia de una nueva y mortal enfermedad, independiente de que en el presente caso se disemine o no por el mundo.

El ébola es una enfermedad de países pobres con un sistema de salud debilitado por guerras intestinas, que ha facilitado su reproducción. Una enfermedad que nunca preocupó, hasta ahora, al mundo industrializado pese a que irrumpió hace más de 35 años, como sucede con muchas otras enfermedades de lo países menos desarrollados.

No es fácil el control en un mundo interconectado en donde una persona puede visitar varias regiones en uno o dos días. Eso ha disparado las alarmas en países no africanos.

Los viajeros que adquieran la enfermedad pueden ser tratados en centros hospitalarios pero será difícil controlar los contactos que hayan tenido desde que surgieron los síntomas. Se suma que los sistemas de salud de los países no estaban preparados y aún no lo están. En Estados Unidos incluso se ha dado contagio entre personal que atendió al primer paciente llegado de Liberia, que luego falleció.

No hay protocolos claros. Y no los hay tampoco en un país como Colombia en donde el sistema de salud vive una crisis honda: un enfermo podría aparecer en cualquier pueblo pequeño, no necesariamente en la gran ciudad con el mejor hospital. Eso aumenta la cadena de posibilidades.

El país, hay que decirlo, no está preparado para recibir pacientes con ébola y tratarlos aunque el Ministerio de Salud diga lo contrario. Es que Colombia no ha sido capaz de reducir siquiera la malaria, una vieja conocida de nuestras poblaciones más pobres.

Seguro la emergencia mundial será controlada, aún no se sabe a qué costo ni cuándo, pero hay que sacar enseñanzas de esta crisis. Los países del primer mundo tienen ahora más que nunca la responsabilidad de responder con prontitud y eficacia ante cualquier nueva amenaza, algo que no se hizo con el ébola en sus primeros meses de desarrollo.

Y en adelante habrá que dedicarle más espacio a la prevención de salud, que en el caso de Colombia el actual sistema relegó. En el caso africano, las costumbres de los pueblos han ayudado a que se disemine el ébola, sugiriendo que las campañas y programas educativos de todo tipo deben ser prioridad ante cualquier amenaza sanitaria, independiente de si les es o no rentable a nuestras EPS.

Sin ser aves de mal agüero ni profetas del desastre, se debe considerar que el daño que se le ha hecho al medio ambiente podría tener incidencia en la aparición y diseminación de nuevos males que afecten la población mundial, sin pretender decir que el ébola y otros virus recientes que han pasado de animal a hombre se deban a esos desbarajustes pues aún no está demostrado. Pero sí ha aumentado la incidencia de distintas enfermedades tropicales, lo que ha sido confirmado.

Lecciones que habrá que aprender rápido.

Fuentes del informe: Organización Mundial de la Salud, LiveScience, The New England Journal of Medicine, The Lancet.

Moscas para detectar explosivos

Genética, Tecnología, biología Sin Comentarios

Foto Wikipedia

Que descansen los perros y trabajen las moscas. Científicos descubrieron que la mosca de las frutas Drosophila melanogaster no solo detecta el olor de frutas podridas sino un amplio conjunto de químicos asociados con explosivos, productos de combustión y drogas ilícitas.

Una nariz privilegiada, según el estudio publicado en Bioinspiration and Biomimetics.

El hallazgo abre la posibilidad futura de que los sensores en la antena de la mosca puedan ser integrados en narices electrónicas, tornando los dispositivos mucho más rápidos y sensibles a un extenso rango de químicos. Esas narices-e pueden ser usadas en muchas aplicaciones, desde el monitoreo de la salud al examen de calidad de los alimentos y el manejo ambiental, así como a la aplicación de la ley.

El profesor Thomas Nowotny, de la Universidad de Sussex informó que estaban estudiando esas moscas cuando hallaron, contrario a sus expectativas, que olores no familiares como los de los explosivos no solo eran reconocidos son que lo habían con mucha precisión, como aquellos olores importantes para el insecto.

En el estudio los científicos de Sussex, Monash University y Csiro de Australia registraron cómo las neuronas receptoras olfativas de las moscas respondían a 36 químicos relacionados con el vino –que representa las frutas fermentadas que hacen parte de la dieta de las moscas- y a 35 químicos relacionados con materiales peligrosos.

Los resultados mostraron que las respuestas de los receptores permitieron que un computador clasificara la mayoría (29 de 36) de los químicos relacionados con el vino y una gran proporción (21 de 35) de los químicos peligrosos.

La mayor precisión se logró con 20 receptores, pero incuso con 10 la exactitud era del 90%. La mosca tiene 43

Los investigadores deben identificar cuáles son esos 10 para poder usarlos luego en la deseada nariz electrónica.

Las narices-e actuales tienen entre 2 y 18 sensores al óxido, mientras la mayoría de los insectos tiene de 50 a 300 sensores biológicos que funcionan en escalas de milisegundos, 1.000 veces más rápido que los del óxido de metas.

En 2019 habría penes hechos en laboratorio

Medicina, Salud, Sexualidad, biología Sin Comentarios

Una fábrica de penes. Reales, humanos. Una esperanza para quienes por una razón u otra han perdido su miembro viril.

No es una fábrica en verdad. Se trata de penes crecidos en laboratorio con las células del paciente, un avance más de la medicina regenerativa y el centro insignia, el Wake Forest Institute for Regenerative Medicine.

En un informe publicado en The Guardian los investigadores informaron que en 2019 podrían probar los órganos en personas si se obtiene la aprobación.

“La meta es implantar el órgano en pacientes con lesiones o anormalidades congénitas”, explicó Anthony Atala, líder del Instituto.

Hasta hoy ha habido varios intentos fallidos por recrear o reproducir un pene. No es fácil crear un órgano que a la vez permita orinar y experimentar la respuesta neurológica y sexual de un macho.

Si esas dos funciones no se cumplen simplemente no sirve.

Ya en 2008 el grupo de Atala presentó cierto éxito al desarrollar penes para conejos, pero para replicarlo en humanos se necesita mucho trabajo y probar que es eficiente y seguro.

Para la ‘fabricación’ se usarán las células genitales del paciente para evitar el rechazo inmunológico. Se hacen crecer de 4 a 6 semanas.

Darle la forma requiere tener un pene de donante fallecido. Ese órgano sería lavado con enzimas detergentes para eliminar las células del donante y reducir el riesgo de rechazo. Ese sería el molde. Luego se regarían las células del paciente, comenzando con las más suaves musculares y luego agregando las del endotelio que revisten los vasos sanguíneos.

Hoy e varios centros se intenta desarrollar el pene. En 2004 médicos chinos trasplantaron uno a un hombre de 44 años que lo había perdido en un accidente, pero al tiempo solicitó que se lo quitaran en parte porque producía dificultades sicológicas en su mujer.

Otras opciones que intenta los investigadores es usando tejido del antebrazo o nalga. Estos pacientes tendrían que usar una prótesis para su función sexual, bien rígida para que siempre se mantuviera la erección o con una bomba para inflar a voluntad.

El grupo de Atala creó y trasplantó ya una vejiga en 1999, una uretra en 2004 y la primera vagina e 2005.

Es la hora del pene.

« Anteriores