El agua está quedando atrapada en tierra

Cambio climático y ambiente, Climatología, Ecología Sin Comentarios

Lluvia sobre tierra firme. Cortesía US National Park Service

La Tierra está atrapando agua. Lo que parece algo sin sentido no lo es al considerar un nuevo estudio publicado en Science.

A la vez que se derriten los glaciares y se producen cambios en el clima y el tiempo, en la última década la superficie terrestre absorbió 3.200 millones de agua adicional en sus suelos, bien en lagos o en acuíferos subterráneos.

Esto, según el estudio de científicos de la Nasa publicado en Science, significa una disminución del 20% en el aumento del nivel del mar debido al calentamiento global.

Las ganancias se dieron por todo el planeta, pero sumadas equivaldrían al volumen del lago Hurón, el séptimo lago más grande.

Cada año una gran cantidad de agua se evapora del océano, cae en tierra luego como lluvia o nieve y regresa al océano por las corrientes de agua como ríos. Es el ciclo hidrológico global. Los científicos querían ver si pequeños cambios en ese ciclo producirían alteraciones temporales en la tasa de aumento del nivel del mar.

Ahora saben cuánto lo afecta gracias a los satélites mellizos Grace capaces de cuantificar la tendencia. Los científicos, dada la alta precisión de los dos, pueden medir cambios en el jalón gravitacional derivado del agua moviéndose a lo largo de la superficie.

El análisis cuidadoso de esa información permitió a los investigadores medir el cambio en el almacenamiento de agua en tierra.

¿Increíble, no?

Ahora llega al caballo que lee las caras

biología Sin Comentarios

Foto Pexel

Sí, los caballos también. Ellos pueden leer sus emociones, distinguir entre si está furioso o está feliz. Esto sugiere un estudio publicado en Biology letters.

¿Cómo se llegó a esa conclusión? Los investigadores estudiaron la reacción de 28 caballos al ver fotografías de expresiones faciales humanas positivas y negativas. Cuando veían rostros furiosos, los caballos miraban más con su ojo izquierdo, una conducta asociada con percibir un estímulo negativo. Además aumentaban sus latidos y se comportaban más estresados.

Esa respuesta, para los investigadores, sugiere que estos equinos tenían un entendimiento funcional relevante de las caras furiosas. Agregaron que el efecto de esas expresiones en el aumento de los latidos no se había detallado antes en las interacciones entre animales y humanos.

Para Amy Smith, estudiante de doctorado en la Universidad de Sussex, quien participó en el trabajo “lo que en verdad es interesante acerca del estudio es que muestra que los caballos tienen la capacidad de leer emociones a través de la barrera entre especies. Hace mucho sabemos que son una especie socialmente sofisticada, pero es la primera vez que vemos que pueden distinguir entre expresiones faciales negativas o positivas”.

La reacción a la cara de rabia fue muy clara, dijo, el aumento del ritmo cardíaco fue muy rápido y movían la cabeza para mirar los rostros furiosos con su ojo izquierdo.

Diferentes estudios han mostrado que varias especies ven los eventos negativos con el ojo izquierdo, debido a que el hemisferio derecho del cerebro está especializado en procesar los estímulos amenazantes. En los perros, por ejemplo, también se ha documentado.

“Hay varias explicaciones posibles a nuestros hallazgos”, según la profesora Karen McComb, coautora. “Puede que los caballos hayan adaptado una capacidad ancestral para leer señales emocionales en otros caballos para responder de forma adecuada a las expresiones humanas durante su coevolución. O los caballos de manera individual pueden haber aprendido a interpretar esas expresiones durante el curso de su vida”.

Hay otro tema llamativo: que la evaluación precisa de una emoción negativa es posible a través de la barrera entre especies a pesar de la gran diferencia en la morfología facial de caballos y humanos.

Habrían hallado el tetraneutrón

Física Sin Comentarios

Tomado de Wikipedia commons

Sorpresas te da la vida. Y una de esas acaban de llevarse científicos de Riken en Japón. ¿La causa? Parece que encontraron un núcleo atómico con 4 neutrones pero sin protones, lo que los tiene rascándose la cabeza.

Si se logra confirma con otros experimentos, el tetraneutrón seria el primer ejemplo de un núcleo sin carga, algo que muchos físicos dicen es imposible.

El aparente hallazgo fue reportado en Physical Review Letters.

“Sería una sensación”, según el teórico Peter Schuck, quien no participó en el estudio, citado por Science News.

Los científicos vislumbraron la señal de un tetraneutrón en Riken, luego de disparar un rayo de un núcleo de helio rico en neutrones (2 protones y 6 neutrones) a un líquido compuesto de una de las formas más comunes del helio (2 protones, 2 neutrones). A veces esa reacción produjo un núcleo de berilio con 2 protones y 4 neutrones, dejando 4 neutrones ‘perdidos’.

No pudieron ver el otro producto directamente, pero sus propiedades encajan en la descripción de un cuarteto de neutrones. El núcleo de 4 neutrones duró cerca de una billonésima de un trillón de segundo antes de decaer en otras partículas.

Pero en ciencia todo tiene que ser requetecomprobado, Por eso se necesitarán más detecciones antes de afirmar sin vacilaciones que los tetraneutrones existen. Esta vez, las pruebas parecen más firmes que en anteriores anuncios.

Se trata de un verdadero rompecabezas dado que los neutrones no se agrupan salvo que haya protones también.

De confirmarse ¿qué sucedería? Para Schuck habría que proponer alguna clase de fuerza interneutrón. Y eso… enreda la física.

¿Tienen los cuervos la teoría de la mente?

Neurociencias, Psicología, biología Sin Comentarios

Foto Universidad de Houston

Yo sé qué está pensando usted. No lo dice un humano, lo dice un… cuervo.

Siempre se ha dicho que solo los humanos poseen la llamada teoría de la mente, esa capacidad de entender que otros tienen mente como la de uno, de atribuir pensamientos e intenciones a otros.

Un estudio publicado en Nature Communications sugiere que los cuervos, tenidos en muchas culturas como un símbolo de inteligencia, comparten parte de la capacidad humana de pensar abstractamente acerca de otras mentes, adaptando su comportamiento al atribuir a otros sus propias percepciones.

La investigación encontró que guardaban alimento al escuchar sonidos de otros cuervos si había cerca un agujero, incluso si no veían al otro. No se preocupaban, en cambio, si no había un agujero por donde pudieran verlos.

Otros estudios han sugerido esa capacidad en animales cercanos a los humanos, sugiriendo que son capaces de entender que otros ven, pero para algunos solo se trata de atender señales superficiales sin entender en realidad qué ven los otros, dependiendo de pistas de la conducta.

La mayoría de estudios se han hecho con chimpancés.

Eso lo trataron de obviar los investigadores con los cuervos usando solo agujeros abiertos y sonidos que indicaban la presencia de un posible rival, pero los cuervos nunca veían otro cuervo en el experimento.

La capacidad de almacenar comida es importante para los cuervos. Estudios previos han demostrado que se comportan diferente cuando perciben que un competidor los observa. Cuando saben que los ven, esconden la comida más rápido y es menos probable que regresen para evitar que el otro la robe. Cuando piensan que no los están viendo, se demoran más.

Resumen científico de la semana

Astronomía, Cambio climático y ambiente, Cáncerología, Neurociencias, Paleontología, Psicología, Sociología, biología Sin Comentarios

Foto Wikipedia commons

1. El mejor no incentiva

Es muy común: en las oficinas destacan al empleado del mes o del año. En los centros educativos también. Lo hacen para poner de ejemplo su esfuerzo. Ahora un estudio en Psychological Science sugiere que esa distinción puede tener un efecto contrario en los demás: los desalientan a tener más logros, lo que los autores llaman ‘un desestímulo ejemplar”. Eso significaría que hay que alentar otro tipo de prácticas en instituciones y empresas.

2. Tortugas a la carta

Hoy en algunos países del sudeste asiático la sopa de tortuga es una exquisitez. En otros lugares no se consume. No fue siempre así. Cerca e Tel Aviv, Israel, científicos desenterraron fósiles de tortugas de hace 400.000 años que sugieren que eran consumidas por los habitantes de aquella época, mostrando la diversificación de la dieta de quienes vivieron en el Paleolítico. El estudio apareció en Quaternary Science Reviews.

3. Confieso que lo hice

Una nueva investigación aparecida en Proceedings of the National Academy of Sciences muestra que la privación del sueño puede hacer que las personas admitan falsamente que hicieron algo malo. En Estados Unidos, por ejemplo, las falsas confesiones son cerca del 25% de los casos de convictos injustamente encausados. Esa táctica es común en interrogatorios a sospechosos, haciendo que la persona pierda la capacidad de anticipar las consecuencias de sus acciones.

4. Hormona riesgosa

La hormona arginina vasopresina promueve la cooperación arriesgada en humanos dice estudio en Proceedings of the National Academy of Sciences. La cooperación se ha sabido, es intrínsecamente reconfortante para las personas permitiéndoles subvalorar riesgos asociados con ella. En el experimento, las personas que recibieron esa hormona eran mucho más dados a cooperar en un juego que suponía altos riesgos, que aquellos que no la recibieron algo que sugiere que esa hormona desempeña un papel activo en ese comportamiento.

5. Juntos es mejor

Los pájaros pequeños también forman lazos duraderos con sus congéneres, además compartir largos viajes con ellos, una cercanía que favorece la reproducción y facilita el proceso de ajustarse a un nuevo lugar, según el estudio aparecido en Bird Study. Esa característica había sido observada y estudiada en aves grandes. Los miembros de un grupo de luganos pueden permanecer juntos hasta 4 años.

6. Emisores clandestinos

No habían sido muy estudiados en cuanto a su aporte. Por eso sorprenden los datos de un estudio aparecido en Nature Geoscience que dice que los estanques o humedales pequeños de menos de media hectárea que solo comprenden 8,6% del área de lagos y estanques responden por el 15,1% de las emisiones de dióxido de carbono y 40,6% de metano de esos cuerpos de agua. Para el estudio revisaron 427 de esos humedales.

7. La estatura y el cáncer

Las personas de mayor estatura tienen menos riesgo de desarrollar enfermedades como las cardiovasculares y la diabetes, pero un mayor riesgo de cáncer, lo cual se debe a la activación de un sistema relacionado con los factores de crecimiento. El estudio apareció en The Lancet Diabetes & Endocrinology y tiene implicaciones para la guía médica.

8. De víctima a victimario

La Tierra, según varios investigadores, tiene mucho que agradecerle a Júpiter pues según sus estudios ha servido de escudo protector desviando cometas y asteroides dada su gran influencia gravitacional. Una investigación aparecida en Astrobiology cuestiona esa creencia y dice que por el contrario Júpiter y Saturno se han encargado de ‘patear’ objetos hacia el sistema solar interior, del cual la Tierra forma parte. ¿Cuál hipótesis prevalecerá?

9. Pobreza, flacura y gordura

Cuánto comes dependerá para muchos de cuán acomodada era su familia. Un estudio sugiere que las personas que de niños padecen hambre, cuando crecen y tienen mayor riqueza comen incluso en ausencia de hambre, lo que influye en la tendencia a la obesidad y otros desórdenes, según el artículo en Psychological Science. La pobreza interrumpe el vínculo entre hambre y comida.

10. A vivir más

Investigadores demostraron que las células senescentes, que no se dividen y se acumulan con la edad, impactan de modo negativo la salud y acortan la vida de los ratones en un 35%. El estudio revela que la eliminación de esas células retrasa la formación de tumores, preserva el funcionamiento de tejidos y órganos y extiende el ciclo vital sin efectos adversos observados. La pregunta ahora es ¿servirá para humanos? El artículo apareció en Nature.

¿De qué se enferman los altos?

Medicina, Salud, biología Sin Comentarios

Foto cortesía

Tener estatura alta puede ser una ventaja en muchos casos y aunque no se podría asegurar qué grupo, si los bajitos o los altos, gozan de mayores ventajas en el desenvolvimiento de su vida diaria.

Pero los altos tendrían un problema no considerado hasta ahora: las personas de mayor estatura tendrían un mayor probabilidad de desarrollar o no las llamadas enfermedades no comunicables, como diabetes, cáncer y cardiovascular.

Eso, al menos a la luz de una investigación aparecida en The Lancet Diabetes & Endrocrinology, que por lo menos resulta llamativa.

Y lo es porque no es un misterio afirmar que cada día las nuevas generaciones ganan en estatura y es común que los hijos sean más altos que sus padres. Por ejemplo, el incremento más grande en las últimas décadas se ha observado en Países Bajos: los hombres son 20 centímetros más altos que lo que fueron sus antecesores hace 150 años. En ese país se tiene el mayor consumo de leche y productos lácteos del mundo.

En el estudio se analizaron las causas y los efectos médicos de ese incremento en la estatura.

Para sorpresa se determinó que la estatura tiene un impacto importante en la mortalidad por ciertas enfermedades comunes, independiente de la masa corporal y otros factores. Estudios previos han mostrado que los altos tienen menor riesgo de enfermedad cardiovascular y diabetes, pero uno más elevado de cáncer.

“Los datos epidemiológicos muestran que por 6,5 centímetros de estatura el riesgo de mortalidad cardiovascular se reduce 6%, pero el riesgo de cáncer aumenta 4%”, dijo el profesor Matthias Schulze.

Los autores sospechan que el incremento en la estatura es un marcador de sobrenutrición de alimentos altos en proteína animal durante las distintas fases del crecimiento. Al activarse el sistema relacionado con los factores de crecimiento tipo insulina, hace que el cuerpo sea más sensible a esta influenciando de manera positiva el metabolismo lípido. Y los datos indican que los altos tienen menos grasa en el hígado, lo que explicaría el menor riesgo de enfermedad cardiovascular y diabetes

Pero la activación de ese sistema y otros mecanismos puede relacionarse con un mayor riesgo de ciertos cánceres, en especial de seno, colon y melanoma dado que el crecimiento celular siempre está activado.

Este hallazgo tiene implicaciones desde el punto de vista nutricional y de la prevención: prestarle más atención a la estatura y su relación con el cáncer.

Humanos exterminaron ave de 2 metros

Paleontología Sin Comentarios

El gran ave depredada por un gran lagarto. Cortesía Peter Trusler, Monash U.

Claro las condiciones eran muy diferentes, pero los humanos siempre han dejado su huella sobre el planeta. Científicos reportaron la primera evidencia directa, según dijeron, de que los humanos fueron decisivos para exterminar un ave gigante, de más de 2 metros de altura y 500 libras de peso que vivió en Australia hace 50.000 años.

El ave, que no podía volar, conocida como Genyornis newtoni, habitó la zona antes que los grupos de aborígenes, en apalabras de Gifford Miller, profesor de la Universidad de Colorado. La evidencia, se estableció, son patrones de cáscaras de huevo quemadas, lo que sugeriría que las personas los tomaban para alimentarse, reduciendo la posibilidad reproductiva de esos grandes animales.

Los restos de huevos cocinados se han encontrado en cerca de 200 lugares en ese continente, según el estudio aparecido en Nature Communications.

Ninguno de los cascarones desenterrados en dunas en más de 2.000 sitios es más joven de hace 45.000 años. Los fragmentos de unos 200 sitios estaban parcialmente ennegrecidos lo que indicaría que estuvieron sometidos a distintas temperaturas.

Para los investigadores los pedazos probablemente fueron quemados por fuegos humanos presumiblemente para cocinar los huevos y no en fuegos por otras causas. Eso se deduce del análisis de los aminoácidos.

Además encontraron muchos cascarones en grupos compactos de menos de 3 metros de diámetro sin más en las cercanías. Presentaban distintos gradientes de temperatura, lo que no se explicaría por incendios naturales.

Ya saben por qué nos elevamos

General, Neurociencias, biología Sin Comentarios

Foto Wikipedia commons

Si se eleva con frecuencia, si no logra concentrarse hay noticias: científicos encontraron un tipo de célula base de la atención.

El estudio de los investigadores del Instituto Karolinska en Estocolmo (Suecia) se hizo con ratones y en él manipularon la actividad de ese tipo de neurona logrando aumentar el grado de atención en los roedores.

El artículo, publicado en Cell, agrega al entendimiento de cómo los lóbulos frontales del cerebro trabajan y controlan el comportamiento.

La corteza frontal desempeña un papel crucial en las funciones cognitivas, incluyendo procesos mentales diarios como la atención, la memoria, la toma de decisiones y la solución de problemas. Pese a esto, no se comprende bien cómo realiza esos procesos ni cuáles tipos de neuronas están involucrados.

En este trabajo, encontraron que las neuronas que expresan la parvalbúmina tienen un papel esencial en la atención y en el aumento de esta. Ya se había demostrado que también están relacionadas con el conocimiento.

El grupo de investigadores se centró en la atención pues es un proceso cognitivo afectado en varios desórdenes neuro-psiquiátricos.

Así, entrenaron ratones para cumplir una tarea que requería un alto grado de atención, y grabaron la actividad de cientos de neuronas individuales en la corteza frontal mientras los animales cumplían la tarea repetitivamente.

“Hallamos que la actividad de las células de la parvalbúmina reflejan el nivel de atención”, dijo Marie Carlén, investigadora principal.

Esas células estaban muy activas cuando el animal estaba atento y menos cuando no prestaba atención. “Las diferencias eran tan grandes que pudimos predecir si un animal podría cumplir la tarea bien o no con solo mirar la actividad de esas células”.

10 noticias científicas de la semana

Astrofísica, Astronomía, Genética, Geología, Medicina, Psicología, Salud, biología Sin Comentarios

Foto Wikipedia commons

1. Madre e hija comparten emociones

Es más probable que la estructura cerebral llamada sistema cortico límbico sea pasado de madre a hija que de ella a hijo o de padres a hijos de cualquier género. Ese sistema gobierna la regulación de las emociones y tiene un papel en los desórdenes del genio, incluyendo la depresión, revelando que las emociones de la hija provienen en parte de la madre. El estudio se hizo con 65 familias y fue publicado en el Journal of Neuroscience.

2. Sicae en el zika cuidado

Esta semana se activaron las alarmas por la epidemia de zika. La Organización Mundial de la Salud, la Organización Panamericana, el Ministerio de Salud de Colombia y entidades de distintos países presentaron nuevas medidas y llamaron a reuniones urgentes dado el ritmo de expansión de esa enfermedad producida por un virus que transmite el mosquito Aedes aegypti. Para algunos, es una verdadera pandemia. Crece la preocupación por la posible afectación de los fetos y bebés en mujeres embarazadas que contraigan el mal.

3. Hongos espaciales

Un pequeño hongo que crece en un ambiente hostil como la Antártida fue llevado a la Estación Espacial Internacional y leugo de 18 meses allí en condiciones similares a las que se encontrarían en Marte, 60% de las células permanecían inalteradas, vivas, un experimento que aporta elementos par ala búsqueda de vida en el planeta rojo. También se investigó la reacción de líquenes de España y Austria. Los resultados fueron publicados en Astrobiology.

4. Gen esquizofrénico

El riesgo de que una persona desarrolle esquizofrenia aumenta si hereda una variante específica de un gen relacionado con la eliminación de la conexión entre las neuronas. El hallazgo representa la primera vez que el origen de esa enfermedad psiquiátrica es relacionado con una variante específica de un gen y con procesos biológicos. El estudio se hizo con 65.000 personas y fue publicado en Nature.

5. Envejecer

El envejecimiento es todavía uno de los procesos misteriosos en biología. Científicos hallaron una regularidad estadística sorprendente de cómo una variedad de factores ambientales y genéticos afectan el ciclo de vida del nemátodo C. elegans, lo que sugiere que el envejecimiento no tiene una sola causa molecular sino que es un proceso sistémico que involucra muchos componentes dentro de una red biológica compleja. El estudio apareció en Nature.

6. Unos bigotes muy útiles

Nuestros órganos sensoriales registran objetos y estructuras en el mundo exterior, envueltos todo el tiempo en una comunicación de doble vía con el cerebro. Un estudio en Nature Neuroscience halló que las ratas usan sus bigotes para obtener esa información en la noche. Unos grupos de terminaciones nerviosas, los mecanorreceptores, situados en la base de cada bigote actúan como pequeñas calculadoras que calculan todo el tiempo cómo la base del bigote gira, con lo que el cerebro siempre está enterado de esa información.

7. El planeta plástico

A la chica y el chico plásticos que canta la salsa hay que agregarle que vivían en un planeta de plástico, que será realidad hacia mediados de siglo. Eso sugiere un estudio publicado en Anthropocene en el cual se muestra cómo ese producto está moldeando el planeta al punto que dejará huella permanente en la geología de la Tierra durante millones de años. Para los geólogos del futuro será un ingrediente que aportará mucha información al analizar los estratos del terreno.

8. Un año muy largo

Astrónomos reportaron en Monthly Notices of the Royal Astronomcial Society que un planeta que parecía vagar solo por el espacio en verdad está ligado a una estrella que reside a un billón de kilómetros, a la que daría 900.000 años en completar un giro o año. Es el sistema más grande conocido hasta ahora. El planeta es del tipo Júpiter, mucho más grande que este pero menor a una enana marrón (llamadas estrellas fallidas).

9. Un ratón sin Y

Al incrementar la expresión de dos genes no del cromosoma Y, investigadores de la Universidad de Hawai produjeron un ratón que carece de cromosoma Y, pero que pueden producir una clase de espermatozoides que se hacen viables mediante técnicas de reproducción asistidas, según el reporte presentado en Science. Un avance que algún día podría traducirse en la superación de determinados casos de infertilidad.

10. Ojo con esa técnica

Cerca de 1.500.000 personas en el mundo sufren retinitis pigmentaria, una enfermedad heredada que causa una degeneración progresiva de la retina provocando ceguera. Mediante células madre de un paciente, científicos usaron la técnica de edición genética para corregir una de las mutaciones que con frecuencia deriva en esa enfermedad. El avance fue publicado en Nature y significa que podría llegarse a una estrategia de trasplante personalizado para una variedad de enfermedades de la retina. Los estudios proseguirán.

Un planeta cuyo año dura 900.000 años nuestros

Astrofísica, Astronomía, General Sin Comentarios

Movimiento que tendrán planeta y estrella en los próximos 1.000 años. Cortesía Murphy/ANU

Al fin hallaron la madre de un solitario planeta. Astrónomos del Reino Unido. Estados Unidos y Australia hallaron que un planeta solitario tiene su madre pero lejísimos: a 1 trillón de kilómetros, o 7.000 veces la distancia Tierra-Sol que es de 150 millones de kilómetros.

El planeta, designado como 2MASS J2126, es uno de los planetas que en los últimos 5 años se habían visto flotando solitarios en el espacio. Son cuerpos gaseosos gigantes tipo Júpiter.

Su estudio no es fácil porque los astrónomos deben distinguir si se trata de un planeta o si son estrellas fallidas conocidas como enanas marrón.

En 2014 se había identificado que podría pertenecer a un grupo de estrellas de unos 45 millones de años de edad, la Asociación Tucana-Horologium, eso ayudó a precisar que era planeta.

En la misma región del cielo se encuentra TYC 9486-927-1, una estrella joven pero no del grupo de aquellas jóvenes.

Niall Deacon, de la Universidad de Hertfordshire, que ha pasado años buscando estrellas con compañías en grandes órbitas, y con su equipo buscó en una lista de estrellas jóvenes, enanas y planetas libres para ver si alguno estaba relacionado. Y detectaron que TYC 9486-927-1 y 2MASS J2126 se mueven juntos por el espacio a unos 104 años luz del Sol.

“Es el sistema planetario más extenso hallado hasta ahora y ambos miembros habían sido conocidos durante 8 años”, dijo, pero no se había establecido el vínculo. O sea, no es un planeta tan solitario.

El sistema no está relacionado con algún grupo de estrellas.

Al comparar la edad del grupo Tucana con otro más joven, se estableció que la estrella tenía una edad intermedia. Con esa edad se determinó que el planeta tiene una masa entre 11,6 y 15 veces la de Júpiter, en el límite entre planetas y enanas marrón. Tiene una masa, edad y temperatura similar al planeta beta Pictoris B, pero está 700 veces más alejado de su estrella.

Al trillón de kilómetros, tarda unos 900.000 años en completar una órbita, o sea que ha completado menos de 50 desde su nacimiento.

El estudio apareció en Monthly Notices of the Royal Astronomical Society.

« Anteriores