Para “ventiarse” tomando café

Daniel Villarreal, fiel lector de este rincón de letras, me envía una foto para compartir con los lectores. Solo me dijo que la tomó desde el Ventiadero, en Amagá; pero con semejante paisaje, le pregunté más datos del valle al fondo. Al no tener datos exactos, le reenvié la foto a José Fernando Montoya ortega, amigo y caficultor en Pueblito de San José (Amagá) y esta fue la respuesta recibida; más que respuesta parece un peritaje:

“Con relación a la fotografía: ha sido tomada desde el paraje Ventiadero, de la vereda Yarumal de Amagá, en el flanco oriental, lindando con el municipio de Caldas. Al fondo se observa Cerro Bravo, tutelar de Fredonia, y hacia la izquierda se observa el cerro de Combia. Entre el lugar de observación y Cerro Bravo, corre la quebrada Sinifaná, y a ella desemboca la quebrada Piedra Verde, ellas nacen en el  flanco occidental del Alto de Minas. Por extensión podría afirmarse que la zona en referencia, hace parte de la cuenca de la quebrada Sinifaná.

¡Excelente!

¿Quién tiene fotos propias de paisajes cafeteros para que compartan?

Esta entrada fue publicada en aaa_CAFÉ, Municipios. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Para “ventiarse” tomando café

  1. Desde cuándo en la iglesia lo normal se tornó anormal?

    Jesús caminaba y predicaba en las áreas de Galilea y Perea (hoy día Israel y Jordania). Algunas de las enseñanzas más famosas de Jesús provienen del “Sermón de la montaña”, que incluía las Bienaventuranzas y el Padrenuestro. Jesús empleaba parábolas como el Hijo Pródigo y el Sembrador. Sus enseñanzas animaban al auto-sacrificio incondicional como muestras de amor a Dios y a todas las personas. Durante sus sermones, predicaba acerca del servicio y la humildad, el perdón de los pecados, la fe, la necesidad de poner la otra mejilla, el amor tanto por los enemigos como por los amigos, y la necesidad de seguir el espíritu de la ley más que la letra. Esa fue la enseñanza de Jesús y debe ser el de la Iglesia: sencillez, humildad, amor. Jesucristo vivió de una manera tan normal que a sus paisanos se les hizo muy difícil verlo como el Hijo de Dios, ¿acaso no es el hijo de María y José? Mc 6,1-6.

    Dos mil años después tenemos que decir que ésta ya no es la norma, si alguien se atreve a vivir así, sería catalogado de anormal; creo que en el afán de ver divinidad en los representantes de Dios, la misma sociedad se ha encargado de divinizarlos y muchos creyéndose el cuento, se comportan como tal.

    Desde la elección del Papa Francisco, se han mostrado como actos de grandeza y humildad, hechos que sinceramente me parecen normales, pues, el cargo que ejerce amerita esa y muchas otras acciones, ¿acaso no es el principal representante de Cristo, como sucesor del apóstol Pedro?

    El hecho de que el Papa se atreva a abrazar a un discapacitado, que haga una llamada a quien por muchos años le llevó su periódico a casa, que llame personalmente a la casa de los Jesuitas, que le gusten o no los zapatos rojos, que se suba en el mismo autobus de los cardenales, que cambie la majestuosa silla por una más simple o más cómoda, que le guste vivir en un apartamento distinto al que han usado sus antecesores …me parecen actos muy normales.

    Lo que pasa, es que el Papa tiene claro la función que ejerce; quienes no la tienen claro, son los que a su alrededor y otros tantos jerarcas y pastores con más poder que servicio, creen que la dignidad en la Iglesia se debe demostrar con trapos incómodos y ostentosos o rituales que los humildes no entienden. Sólo ensalzan su personalidad, desconociendo o ignorando por completo la de aquél que no tenía donde reclinar la cabeza.

    Yo, sinceramente, deseo un cambio más radical y trascendente en la Iglesia; espero como quien tiene sed, que en algún momento la Iglesia ponga por encima el amor y la voluntad de Dios a la norma. Espero una Iglesia más acorde con lo que quiso el gran Maestro Jesús, que por un instante la jerarquía se dé cuenta que aunque la Iglesia es movida por el Espíritu Santo y fortalecida con la gracia de Dios, también es cierto, que los que la representamos aquí en la tierra, no somos seres extraterrestres ni subliminales, sino hombres y mujeres normales, que como Pedro y Pablo, tenemos debilidades y necesidades que sólo pueden ser suplidos por la misma naturaleza de Dios

    Espero una Iglesia que se haga pobre con los pobres, dándole el lugar que merece. Por muchos años la mejor parte de la Iglesia, ha hecho opción por los más necesitados; creo no es suficiente cuando relegamos el rebaño a enormes peligros, mientas los pastores se resguardan en los preciosos y seguros lugares que les ha provisto con lana y carne el mismo rebaño de Dios. Estoy muy claro y seguro sobre la iglesia del Señor, de ahí el profundo interés para que sea lo que el Señor en su infinita bondad y sabiduría siempre quiso.

    La Iglesia debe estar más comprometida con la realidad del mundo, y estar más presente en los grandes acontecimientos sociales que aquejan la humanidad, la prudencia con las que en muchas ocasiones actúa, la veo más que diplomacia, miedo al compromiso de ejercer su misión profética que por derecho divino recibió de Dios.

    Que los buenos y santos sacerdotes continúen la misión encomendada por Jesús siendo buena semilla donde florezca humildad, sencillez y amor; es el mejor evangelio que muchos podrán leer. A los otros, reflexión y un santo temor de Dios, El es misericordioso, pero ante todo, es justo.

    Jesús, permite que sea un himno de gratitud y de alabanza para Ti.

    Dios nos ayude y los santos Evangelios que tocan nuestras manos.

    Que tengan buen día.

    Omar A. Bedoya Gaviria
    Twitter @omantoni1
    http://omantoni.blogspot.com/
    19 de abril de 2013

  2. juan carlos dice:

    Esa si es una foto cafetera pura como su aroma,que paisaje, dan ganas de recolectar y beneficiar tan preciado producto,felicitaciones al fotografo. “Que bellos recuerdos “

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>